Huracanes

Tormenta en desarrollo podría amenazar a las Carolinas

Un sistema tropical se estaba organizando hoy en el Océano Atlántico y los meteorólogos les advirtieron a los residentes de la costa sureste —sobre todo a lo largo de Carolina del Sur y Carolina del Norte— que estuvieran pendientes de los partes meteorológicos este fin de semana.

El sistema, que ha estado observándose durante días, se organizó más durante la madrugada y dentro de pocopodría convertirse en una depresión tropical o en una tormenta con nombre, dijo el especialista en huracanesRick Knabb, del Centro Nacional de Huracanes en el oeste del Condado Miami-Dade.

De igual modo, podría disminuir de intensidad, pero si sus vientos sostenidos exceden de 39 millas por hora(mph), entonces podría llamarse tormenta tropical Gabrielle. Los meteorólogos no descartan la posibilidad de que pueda fortalecerse y volverse un huracán, mientras avanza hacia la costa este de Estados Unidos este fin de semana.

El centro del sistema se hallaba a varios cientos de millas de la costa central de la Florida hoy por la mañana, pero los meteorólogos dijeron tener algunas buenas noticias para los floridanos.

''Está bastante al norte, y no me parece que el sur de la Florida —por lo menos en este momento— vaya a tenerningún problema'', señaló el experto Lixión Avila.

"Creemos que comenzará a moverse hacia el noroeste, más bien hacia las Carolinas''.

Los meteorólogos locales dijeron que el único efecto que podría tener es un riesgo elevado de fuertes resacas y corrientes en las playas del sur de la Florida, en especial las del Condado Palm Beach.

El equipo de un avión cazahuracanes examinará el sistema hoy por la tarde y recopilará información que ayudará a que los modelos computarizados y meteorólogos tengan una mejor idea de la situation luego en el día, dijo Avila.

Sin embargo, los pronósticos preliminares de los modelos y sugieren que cualquier cosa que se convierta podría llegar a las costas de ambas Carolinas el domingo en horas de la tarde, apuntó Avila.

Cuando se le preguntó si antes de tocar tierra podría ser un huracán, Avila respondió:

''No me sorprendería. "Es una época ideal para las tormentas. Es septiembre y las condiciones se están volviendo más favorables''.

  Comentarios