Huracanes

Lluvia y fuertes vientos se quedarán hasta mañana

Jim Turner prepara su caseta de salvavidas por la llegada de la tormenta Noel.
Jim Turner prepara su caseta de salvavidas por la llegada de la tormenta Noel.

Constantes vientos cálidos —ocasionalmente impulsados por ráfagas y fuertes lluvias— se precipitaron sobre el sur de la Florida en la mañana de hoy, justo a la hora de ir al trabajo y a la escuela.

Según los meteorólogos, las inusuales condiciones del tiempo podrían persistir durante todo el día de Halloween hasta mañana a medida que la perturbación tropical Noel se alejaba de las costas cubanas y se encaminaba hacia las Bahamas. Noel permanence lejos del sur de la Florida, aunque evidentemente no muy lejos.

A las 9 a.m. de hoy, vientos los sostenidos llegaron a alcanzar las 36 millas por hora (mph) en Miami Beach, con ráfagas de hasta 45 mph, las 24 mph en Pompano Beach con ráfagas de hasta 37 mph, las 23 mph en FortLauderdale con ráfagas de hasta 35 mph, las 17 mph en Homestead con ráfagas de hasta 28 mph, 21 mph enOpa-locka con ráfagas de hasta 30 mph, y 21 mph en Pembroke Pines.

Es obvio que no se trata de un huracán, ni siquiera técnicamente de una tormenta tropical, al menos en el sur de la Florida, pero a su vez es innegable que es una perturbadora tormenta de lluvia y vientos, y una presencia peligrosa en nuestra área justamente el día de Halloween.

El pronóstico local dijo que habría durante el día vientos que alcanzarían las 35 mph, con ráfagas de 45 mph. Las lluvias que provienen del mar podrían convertirse en fuertes aguaceros.

El sombrío panorama para la noche de hoy es bastante nublado, con vientos del noreste a razón de 25 a 30 mph, ráfagas de 40 mph, y un 60 por ciento de posibilidad de precipitaciones.

La tormenta bien podría llamarse el Aullido de Halloween.

''Será una verdadera tenebrosa noche de Halloween'', dijo Dana Meadows, de Pembroke Pines, mientras buscabaen una tienda un disfraz con el que celebrar el día especial.

Los meteorólogos también advierten de mar picado, poca erosión en las playas y la posibilidad de inundacionescosteras. Los jefes de las agencias de emergencia le han advertido a los nadadores que se alejen del mar, alos dueños de embarcaciones que las mantengan ancladas en el puerto y los muelles, y a todo el mundo, enespecial a los residentes de las zonas costeras y choferes que estén alertas y tengan mucho cuidado.

A pesar de los malas que están las condiciones del tiempo, las escuelas estarán abiertas en los condados Broward y Miami-Dade, pero varios eventos al aire libre programados para Halloween se cancelaron, altiempo que el Parque Nacional Biscayne cerró sus puertas hasta próximas noticias.

Los funcionarios del Aeropuerto Internacional de Miami (MIA) y del Aeropuerto Internacional Fort Lauderdale-Hollywood dijeron que los vientos podrían crear algunos problemas en ambos aeropuertos, y queantes de salir de sus casas, los pasajeros deberían chequear el horario de sus vuelos para cerciorarse sihay o no algún cambio.

Si los vientos sostenidos sobrepasan las 35 mph, la mayor parte de las aerolíneas cancelarían las salidas y desviarían las llegadas, según expresó Greg Chin, portavoz del MIA. Por su parte, FortLauderdale-Hollywood informó que reducirá o suspenderá los servicios de autobus si los vientos alcanzan oexceden las 39 mph.

Banderas rojas y púrpuras podían verse en las playas del área junto a las casetas de los salvavidas, advirtiéndoles a los vacacionistas y playeros sobre las peligrosas corrientes y resacas que podrían encontrar.

El centro de Noel deberá permanecer a unas 140 millas al este de Miami y Fort Lauderdale, dijeron los expertos.

El resumen de todo es que todavía tendremos en el pronóstico vientos y lluvias ocasionales, independientemente qué trayectoria sigue Noel.

''Viento es viento'', dijo Robert Molleda, coordinador para el sur de la Florida del Servicio Nacional del Tiempo. "No importa de dónde sopla, lo cierto es será parecido a lo que esperábamos si Noel se dirigiera hacia nosotros'', agregó Molleda.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios