Últimas Noticias

Llegan 14 balseros cubanos a Key Biscayne

El grupo de 14 balseros se mantenían cerca los unos de los otros para tratar de mantener el calor en la fría mañana. ROBERTO KOLTUN / El Nuevo Herald

<br></br><br></br> Vuelva a la sección de <a href="http://www.elnuevoherald.com/327">Fotogalerías</a> <br></br><br></br>
Infórmese de lo que está pasando en su ciudad en nuestra sección <a href="http://www.elnuevoherald.com/noticias/sur-de-la-florida"> Sur de la Florida </a> <br></br><br></br>Fotogalerías



Infórmese de lo que está pasando en su ciudad en nuestra sección Sur de la Florida



" />
El grupo de 14 balseros se mantenían cerca los unos de los otros para tratar de mantener el calor en la fría mañana. ROBERTO KOLTUN / El Nuevo Herald <br></br><br></br> Vuelva a la sección de <a href="http://www.elnuevoherald.com/327">Fotogalerías</a> <br></br><br></br> Infórmese de lo que está pasando en su ciudad en nuestra sección <a href="http://www.elnuevoherald.com/noticias/sur-de-la-florida"> Sur de la Florida </a> <br></br><br></br>

Con sólo la ropa en sus espaldas, 14 inmigrantes cubanos llegaron a un sitio cerca del Viaducto Rickenbacker Causeway en las primeras horas de hoy. Estaban temblando de frío, pero felices de haber llegado.

Fueron recibidos por ciclistas que pasaban y les decían en español: ``¡Bienvenidos a Estados Unidos! ¡Viva Cuba!''

Después de partir ayer por la noche del pueblo costero de Guanabo en una lancha rápida, los nueve hombres ycinco mujeres —con edades que oscilan entre los 20 y los 60 años— llegaron al sur de la Florida aproximadamente las 6:30 a.m., dijeron.

Con las temperaturas descendiendo durante la madrugada, fue un viaje muy frío, agregaron los balseros.

La llegada de hoy podría ser un indicio de que la acelerada emigración del año pasado no ha concluido.

''Dejé los zapatos en Cuba. Pero aquí puedo comprar un par nuevo'', dijo Dubiel Conde, de 29 años, que agregó que es ingeniero industrial. Dejó en las isla a su madre de 67 años, a sus hermanos y sus hermanas.

Conde dijo que su padre, José, llegó a EEUU durante el éxodo masivo del Mariel, pero ya murió. Su tío vive enTampa, añadió Conde.

Eddie Camejo, residente de Key Biscayne que con frecuencia recibe a los cubanos que llegan al cayo, llegó al lugar donde estaban y le regaló a un hombresus zapatos.

Pedro Faustino González Mirabal, de 43 años, estalló en llanto. Dejó detrás a toda su familia en Pinar delRío, dijo.

Los cubanos fueron recogidos por la Patrulla Fronteriza a alrededor de las 8:30 a.m. La policía de Miami se había quedado con el grupo hasta que llegara la Patrulla Fronteriza, pero dos de los agentes tuvieron que irse para responder a una llamada de un robo.

Bajo la llamada “ley de pies secos/pies mojados’’, a los cubanos que llegan a territorio norteamericano porlo general se les permite quedarse en el país, mientras que los que son interceptados en el mar casi siempre son devueltos a la isla.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios