Últimas Noticias

Castro cumple 82 años en medio de la apatía popular y la exaltación oficial

Una niña desfila con un cartel alusivo al ex gobernante cubano Fidel Castro en la madrugada del 24 de julio del 2008, durante la celebración de los Carnavales de Santiago de Cuba, en el oriente de la isla.
Una niña desfila con un cartel alusivo al ex gobernante cubano Fidel Castro en la madrugada del 24 de julio del 2008, durante la celebración de los Carnavales de Santiago de Cuba, en el oriente de la isla. EFE

Desaparecido de los escenarios públicos y retirado en un enigmático lugar que sólo visitan elegidos de alto rango, el ex gobernante Fidel Castro arriba a los 82 años entre las exaltaciones oficiales de su personalidad y la apatía de sectores de la población, que comienzan a identificarlo como una figura del pasado.

Tras dos años y 17 días de ausencia pública, su figura se proyecta en dimensiones ambivalentes para los cubanos de a pie: la personalidad histórica que ha dejado de verse y oírse en los medios de comunicación y las reuniones gubernamentales y el nombre que suscribe artículos sobre la actualidad, mientras la retórica oficialista trata de catapultarlo como el padre de la patria que aún aconseja, vigila e inspira.

"En nombre de todos los patriotas de la isla, desde Santiago de Cuba, cuna de la Revolución, declaro: a ti, Fidel, dedicamos este aniversario 55 del [Cuartel] Moncada", afirmó el gobernante Raúl Castro al concluir el acto nacional conmemorativo de la efeméride del 26 de julio de 1953.

El acto en Santiago de Cuba estuvo presidido por una tela gigante con la imagen de Fidel Castro, sonriente y con el puño en alto, sobre el lema de "Victoria de las ideas".

Una silla ha permanecido vacía en la presidencia de la Asamblea Nacional del Poder Popular en todas las sesiones parlamentarias celebradas desde finales del 2006. La butaca donde solía sentarse Fidel Castro, que ahora solamente figura como un diputado ausente.

Para muchos analistas y conocedores de la realidad cubana, el discurso pronunciado por Raúl Castro el pasado 26 de julio representó el colofón de una fase de enfriamiento en las expectativas de cambio en el país, y reafirmó la "legitimidad histórica" de la generación que protagonizó el proceso revolucionario, con Fidel Castro a la cabeza.

"El discurso de Raúl fue un balde de agua fría", afirmó el economista disidente Oscar Espinosa Chepe desde La Habana. "Aquí se vive un momento de gran frustración, una contrarreforma que coincide con un despertar de las apologías dedicadas a Fidel Castro para tratar de reinventarlo en la sociedad".

El historiador Rafael Rojas opina que se ha producido una revitalización del culto a la personalidad de Fidel Castro durante el último año, "como si estuviéramos asistiendo a una despedida que lleva implícita la reafirmación de su legado".

Espinosa Chepe menciona al VIII Congreso de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC), efectuado a comienzos de julio, como un momento ilustrativo de la "contrarreforma cubana".

La reunión de los periodistas comenzó con el análisis en el plenario de una carta enviada por Fidel Castro a una reportera sobre los valores que deben prevalecer en el ejercicio profesional en la sociedad cubana, y prosiguió con la proyección de un documental titulado Fidel entre nosotros.

También fue presentado el libro Fidel periodista en una actividad pública, presidida por una enorme tela pintada donde parte del rostro de Fidel Castro se entrelaza con un tocororo, ave nacional. La tela fue producida en los talleres Artdegraf de Ciudad de La Habana y conjugó la creación de varios artistas plásticos cubanos.

El congreso concluyó con el otorgamiento del Premio Nacional de Periodismo al ex gobernante, y la declaración del "orgullo de los periodistas revolucionarios cubanos por dedicar su vida a luchar, en una coincidencia histórica irrepetible, junto a Fidel y Raúl Castro".

Era apenas el comienzo de una larga cadena de reconocimientos y alabanzas al líder convaleciente:

¤ El 11 de julio, la Unión de Jóvenes Comunistas otorgó la categoría Fidel Castro de "Eterno Joven Rebelde", junto a otros 30 veteranos combatientes revolucionarios.

¤ El 19 de julio, durante un discurso de graduación en la Universidad de Ciencias Informáticas (UCI), el miembro del Consejo de Estado Carlos Valenciaga declaró que Fidel Castro había previsto el nacimiento de la internet en el lejano 1965, cuatro años antes de que el Pentágono trabajara en el proyecto para instaurar una red cibernética mundial.

¤ El pasado domingo la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) convocó a una jornada nacional de trabajo agrícola para festejar el 82 cumpleaños del ex gobernante, con la participación de unos 4 millones de movilizadas, según estadísticas oficiales. Mañana, la FMC realizará nuevos ingresos a la organización con carácter simbólico: 82 muchachas por cada una de las 14 provincias del país.

En vísperas de los Juegos Olímpicos de Pekín, los eventos relacionados con el deporte cubano han servido para reanimar el discurso propagandístico en torno a la vigencia de Fidel Castro.

A su regreso del XIII Mundial Juvenil de Béisbol de Edmonton, Canadá, donde desertaron tres jugadores cubanos, la selección nacional decidió enviarle a Castro la copa del tercer lugar "en correspondencia con la preocupación del líder de la revolución", según relató la prensa oficial.

Cada uno de los peloteros recibió como "inolvidable obsequio" un cuadro con la foto de Fidel Castro lanzado una pelota, y un fragmento del mensaje que el ex gobernante les enviara para elogiar la labor cumplida.

También los deportistas que participan en la Olimpiada de Pekín recibieron un mensaje de Fidel Castro, instándoles a que "no olviden nunca que en sus pechos llevan el honor del pueblo".

El ex gobernante ordenó al vicepresidente del Consejo de Ministros, José Ramón Fernández, que a 71 de los atletas que no se encontraban en La Habana durante la ceremonia de abanderamiento de la delegación cubana les entregaran una postal en su nombre con el mensaje de aliento.

"En medio de una acelerada adaptación al huso horario de esta parte del mundo, sus mensajes han multiplicado la unidad, el sentido de compromiso y el patriotismo que caracteriza a esta embajada atlética", respondió la delegación cubana en un texto aparecido en los medios oficiales.

La medalla de plata obtenida por la judoca Yanet Bermoy --primera presea de la delegación cubana en Pekín-- fue dedicada por los familiares de la atleta "como regalo a Fidel Castro Ruz, líder de la Revolución".

La madre de la atleta, Vivian Acosta, y otros familiares tomaron la decisión tras conocer del triunfo obtenido por su hija, que presenciaron a través de la televisión en Cienfuegos.

Sin embargo, la hegemonía recobrada por Fidel Castro en los medios oficiales contrasta con opiniones de los cubanos de a pie.

"Dentro de la población cubana no se escucha hablar de Fidel Castro", relató desde Perico, Matanzas, la periodista independiente Sahilí Navaro, de 22 años. "Su imagen se perdió en el olvido por mucho que repitan su nombre por el periódico y la televisión, nadie lo escucha ni lo lee... es un hombre que pasó a la historia".

  Comentarios