Un hombre muestra su pasaporte en el aeropuerto Internacional de Miami (EEUU) antes de viajar a Cuba, hoy, 13 de marzo de 2009, después de que el presidente Barack Obama promulgó la ley del presupuesto, aprobada el martes por el Congreso, y que incluye una disminución en las restricciones para viajar y enviar medicinas y alimentos a Cuba. Ahora los ciudadanos estadounidenses podrán visitar a sus familiares una vez al año por el tiempo que quieran, y podrán gastar en la isla un máximo de 170 dólares por día. Se amplía también la definición de familiar para incluir a los primos, tíos y tías. EFE/John Watson Riley
Un hombre muestra su pasaporte en el aeropuerto Internacional de Miami (EEUU) antes de viajar a Cuba, hoy, 13 de marzo de 2009, después de que el presidente Barack Obama promulgó la ley del presupuesto, aprobada el martes por el Congreso, y que incluye una disminución en las restricciones para viajar y enviar medicinas y alimentos a Cuba. Ahora los ciudadanos estadounidenses podrán visitar a sus familiares una vez al año por el tiempo que quieran, y podrán gastar en la isla un máximo de 170 dólares por día. Se amplía también la definición de familiar para incluir a los primos, tíos y tías. EFE/John Watson Riley
Un hombre muestra su pasaporte en el aeropuerto Internacional de Miami (EEUU) antes de viajar a Cuba, hoy, 13 de marzo de 2009, después de que el presidente Barack Obama promulgó la ley del presupuesto, aprobada el martes por el Congreso, y que incluye una disminución en las restricciones para viajar y enviar medicinas y alimentos a Cuba. Ahora los ciudadanos estadounidenses podrán visitar a sus familiares una vez al año por el tiempo que quieran, y podrán gastar en la isla un máximo de 170 dólares por día. Se amplía también la definición de familiar para incluir a los primos, tíos y tías. EFE/John Watson Riley