Últimas Noticias

Derecha se alía con los socialistas en el País Vasco frente a nacionalistas

El secretario general y candidato a lehendakari del PSE-EE, Patxi López (d), junto a Antonio Pastor (c) y Rodolfo Ares a su llegada al Comité Nacional de los socialistas vascos.
El secretario general y candidato a lehendakari del PSE-EE, Patxi López (d), junto a Antonio Pastor (c) y Rodolfo Ares a su llegada al Comité Nacional de los socialistas vascos. EFE

La derecha española anunció este lunes un acuerdo histórico con los socialistas en el País Vasco (norte) para poner fin a 29 años de poder nacionalista en la región.

Al cabo de largas negociaciones iniciadas tras las elecciones regionales vascas del 1 de marzo, el secretario general del Partido Popular (PP) en el País Vasco, Iñaki Oyarzabal, anunció que su formación apoyará la candidatura del socialista Patxi López a la presidencia de la región.

Es "un gran acuerdo'', "se abre una nueva etapa en Euskadi'', declaró en una rueda de prensa en San Sebastián (norte) el dirigente conservador, al anunciar que la junta regional de su partido ratificó por unanimidad un preacuerdo cerrado el 27 de marzo con los socialistas vascos.

El Partido Nacionalista Vasco (PNV, centro-derecha), que ha gobernado en la región desde 1980, encabezó los resultados de las elecciones autonómicas del pasado 1 de marzo, pero sin obtener mayoría absoluta, ni siquiera con el apoyo de los nacionalistas de la coalición saliente.

La noche electoral, el candidato socialista Patxi López anunció su intención de presentarse a la presidencia del gobierno regional, contando con que le diera su apoyo el PP, partido opositor a nivel nacional pero decidido a acabar con 29 años de hegemonía nacionalista en el País Vasco.

Los socialistas y la derecha juntos tienen mayoría absoluta en el Parlamento autónomo vasco, al sumar 38 de sus 75 escaños. Es la primera vez desde la reinstauración de la democracia en España que los nacionalistas no tienen la mayoría.

El pacto entre socialistas y conservadores podría firmarse el miércoles, y la investidura de Patxi López como presidente de la región sería antes de fines de abril, según Oyarzabal. El PP obtendrá a cambio la presidencia del Parlamento vasco.

Más allá de la investidura del candidato socialista, la derecha se compromete con este acuerdo llamado "Bases para el cambio democrático al servicio de la sociedad vasca'' a garantizar "la estabilidad'' del futuro ejecutivo socialista y los apoyos suficientes en el Parlamento regional.

El acuerdo incluye también compromisos "vitales'' en relación con "las libertades y la derrota del terrorismo, pero también en relación con la educación o con la política lingüística'' y la defensa del estatuto de autonomía avanzado del que goza el País Vasco, explicó Oyarzabal.

El acuerdo brinda "una gran oportunidad'' de "defender las libertades de todos'' y de "derrotar de manera definitiva'' a la organización independentista armada vasca ETA, que en 41 años de lucha armada ha matado a 825 personas, destacó el responsable del PP vasco.

El gobierno socialista de José Luis Rodriguez Zapatero intentó en 2006 negociar con ETA, a lo que los conservadores se opusieron firmemente.

Desde el fracaso de las negociaciones en 2007 y la ruptura de la tregua por parte de ETA, el gobierno adoptó una línea dura contra la organización y su entorno político.

En paralelo, socialistas y conservadores han coincidido en los últimos años al oponerse primero a un plan soberanista y luego al proyecto de dos referendos del presidente vasco saliente, el nacionalista Juan José Ibarretxe.

  Comentarios