Últimas Noticias

Pacquiao desafía a las autoridades

Manny Pacquiao desoyó un pedido del ministerio de salud y el púgil regresó ayer a Filipinas, casi una semana después de su pelea en Las Vegas contra el británico Ricky Hatton.

El ministro de salud de Filipinas le había pedido al boxeador y sus acompañantes que aplazaran su retorno al país desde la ciudad de Los Angeles debido al temor a la gripe porcina.

Las autoridades en el aeropuerto de Manila intentaron acordonar la zona para mantener alejados a Pacquiao y sus acompañantes, pero los fanáticos y los periodistas evadieron el cerco.

‘‘Si uno está saludable, ¿cuál es la razón de estar bajo cuarentena?", dijo Pacquiao a la radio DZBB.

Francisco Duque, ministro de salud, citó la "fuerte recomendación'' de la Organización Mundial de la Salud para pedirle a Pacquiao y su entorno que hicieran una cuarentena de al menos cinco días, tiempo suficiente para ver si alguna persona infectada empieza a mostar los síntomas de la gripe.

Después de desayunar, Pacquiao y sus amigos repitieron su tradición de ir a la iglesia Quiapo en Manila, donde cientos de personas pujaban para ver a su ídolo y le tomaban fotografías con sus teléfonos celulares. El boxeador saludó al público dentro de la iglesia.

El desfile de celebración fue pospuesto hasta la próxima semana por un tifón, aunque la tormenta llegó temprano y no afectó la capital.

Algunos comentaristas criticaron a Pacquiao por regresar al país en medio de la crisis de gripe porcina.

"La situación hubiese sido peor si me quedaba más tiempo en Estados Unidos, porque allá había muchos aficionados visitándome, tomándome fotos y pidiéndome autógrafos'', dijo Pacquiao. "Mi equipo y yo hubiésemos sido más vulnerables a contagiarnos con la gripe''.

  Comentarios