Últimas Noticias

La planta secreta funcionará "pronto'', dice asesor de líder supremo iraní

La nueva planta de enriquecimiento de uranio que Irán empezó a construir en secreto estará lista ‘‘pronto'' y supone "la cima del poder de Irán'', afirmó hoy el clérigo iraní Mohamad Mohammadi Golpayegani.

En declaraciones divulgadas por la agencia de noticias local Fars, Golpayegani, jefe de la oficina del líder supremo de la Revolución iraní, ayatolá Ali Jameneí, aseguró que con ella el país "deslumbrará'' a sus enemigos.

''Dios mediante, la nueva planta estará operativa en breve y cegará a nuestros enemigos'', subrayó el clérigo durante una ceremonia con motivo del aniversario del inicio de la guerra entre Irán e Irak (1980-1988).

El presidente de EEUU, Barack Obama, acompañado por los jefes de Gobierno de Francia, Nicolás Sarkozy, y del Reino Unido, Gordon Brown, condenó el viernes a Irán por construir en secreto la citada planta y advirtió de que con ello ha violado sus obligaciones con la comunidad internacional.

La condena ha sido secundada por el presidente ruso, Dimitri Medvédev, y la canciller alemana, Angela Merkel, mientras que el mandatario chino, Hu Jintao, se ha sumado a la preocupación, aunque ha vuelto a instar a la salida negociada.

Todos ellos han coincido, no obstante, en exigir a Teherán que permita a los expertos del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) inspeccionar la nueva instalación, que al parecer alberga unas tres mil centrifugadoras y esta bajo una colina cerca de la ciudad santa de Qom.

El mismo viernes, poco después de conocerse la noticia, el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, insistió en que su país cumple las reglas del OIEA y que esa agencia puede inspeccionar sus plantas nucleares.

''No tenemos ningún problema con que haya inspecciones de las instalaciones. No tenemos miedo'', dijo durante una conferencia de prensa en Nueva York el mandatario, quien señaló que aún faltan al menos 18 meses para que esté operativa.

Al parecer, los servicios secretos de Estados Unidos tenían información sobre la citada planta desde hace algún tiempo, y estaban a punto de cerrar la investigación.

Irán trató de adelantarse a la polémica el pasado 21 de septiembre, fecha en la que informó, a través de carta, a la OIEA de la existencia de la instalación, que parece que aún no está lista para enriquecer uranio.

La noticia se conoce apenas una semana antes de que Irán se siente a la mesa en Ginebra con los representantes del denominado grupo 5'1 -integrado por los países miembros permanente del Consejo de Seguridad de la ONU más Alemania- para tratar la polémica nuclear.

Francia y el Reino Unido han amenazado con nuevas sanciones si Irán no aclara sus intenciones e interrumpe su controvertido programa de enriquecimiento de uranio.

  Comentarios