Últimas Noticias

Una delegación de opositores cubanos informa a Praga de la represión en Cuba

Una delegación de opositores cubanos se reunió hoy en Praga (República Checa) con responsables checos del Ministerio de Exteriores, así como con varios diputados y senadores, a los que trasladaron información sobre la continuación de la represión en Cuba.

''Venimos a la República Checa como hemos ido a Hungría, Polonia y a Berlín, para informar de que continua la situación represiva contra la oposición y que simplemente el régimen trata de limpiar su imagen'', explicó por teléfono a Efe Janisset Rivero, de la organización Directorio Democrático Cubano.

''Entregamos información actualizada de lo que está sucediendo dentro de Cuba. Para que a un régimen dictatorial y criminal como el de Fidel y Raúl Castro, a un régimen que asesinó a Orlando Zapata Tamayo, y a muchos otros, no se le quiten las sanciones'', indicó.

Rivero se encuentra en Praga junto a Silvia Iriondo, presidenta de Madres y Mujeres Antirepresión por Cuba (MAR) y a Juan Carlos Herrera Acosta, quien en julio viajó a España junto a otros 51 ex presos políticos.

La República Checa es uno de los países que tradicionalmente ha sido más crítico con el régimen castrista dentro de la Unión Europea (UE).

''La reacción ha sido muy positiva. El Gobierno y el pueblo checo siempre han sido muy solidarios con Cuba, con nuestro sufrimiento, porque ellos mismos pasaron por eso y lucharon contra un sistema totalitario'', afirmó sobre la reacción de las autoridades checas.

Por su parte, Juan Carlos Herrera Acosta, que estuvo encarcelado casi 13 años en cárceles cubanas, cree que las últimas declaraciones de Fidel Castro, en las que admitió que "el modelo cubano ya no funciona'', no son más que una cortina de humo.

''Apertura económica no habrá ninguna, que nadie albergue la mínima esperanza. En estos momentos Castro envió una delegación militar a China para que le provean de medios para la policía represiva. Para recrudecer la represión'', aseguró a Efe.

''Castro debe de ser juzgado por una corte penal internacional por crímenes de lesa humanidad. Lo estoy acusando porque soy víctima de su tortura y porque tengo 43 puntos de sutura en mi cuerpo'', concluyó.

  Comentarios