Últimas Noticias

Lluvias causan daños en cultivos y viviendas

Unas 300 personas han sido evacuadas en el este de Cuba, donde también hay daños en cultivos, viviendas y carreteras producto de las lluvias asociadas a la depresión tropical que cruzó la isla el miércoles y derivó en la tormenta ‘‘Nicole''.

Los medios cubanos informan hoy de que en la provincia de Granma, ubicada en el este y uno de las zonas más montañosas del país, las lluvias provocaron la crecida de varios ríos, y el consecuente derrumbe de ocho casas e inundaciones en más de 300, en el poblado costero de Pilón.

De acuerdo a los reportes, unas 300 personas tuvieron que protegerse en las viviendas de familiares y amigos, y en los centros de evacuación del territorio.

Las autoridades indicaron que hay "importantes daños'' en la agricultura, tras la pérdida de al menos 5.000 quintales de productos, casas de cultivo afectadas y animales muertos, entre ellos ejemplares del Centro de Desarrollo del Avestruz.

La persistencia de las lluvias en las zonas montañosas de Granma también ha causado obstrucciones en carreteras, impidiendo el paso a los municipios costeros y al polo turístico de Pilón, donde la situación para los hoteles es "crítica''.

Entre los kilómetros de camino averiado se encuentra un tramo de la vía que une a Granma con la provincia de Santiago de Cuba por el sur de la Sierra Maestra.

Además, se produjeron afectaciones en el servicio eléctrico debido a la rotura de postes e interruptores del sistema.

El Instituto de Meteorología de Cuba (INSMET) pronosticó hoy que en la región oriental, principalmente en zonas montañosas, continuarán las lluvias y tormentas eléctricas asociadas a la decimosexta depresión tropical de la temporada en el Atlántico, que empezó a afectar al país desde el martes.

Aunque el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos informó de que el centro de la tormenta tropical "Nicole'' se formó sobre territorio cubano, en la isla el INSMET desmintió esa versión y ha dicho que la causa de las afectaciones al país fue un área de bajas presiones.

Las precipitaciones fuertes e intensas afectaron en los últimos días a unas 9 de las 15 provincias de Cuba, que desde hace dos años padece una crítica sequía.

  Comentarios