Artes y Letras

Visiones del mundo a través de los ojos del arte

‘Baby Boomer’ , (2011), del artista Scot Sothern.
‘Baby Boomer’ , (2011), del artista Scot Sothern. Mindy Solomon Gallery

Hasta el próximo 11 de diciembre, Mindy Solomon Gallery –ahora en su nuevo espacio de Little River en Miami– acoge dos exhibiciones ligeramente contrastantes desde el punto de vista estético, aunque delatan un universo común de ideas en sus respectivos títulos. Me refiero a The Way We See It, muestra fotográfica de Scot Sothern y Muir Vidler; y An Inherent View of the World, de la artista cubanoamericana Juana Valdés. Los protagonistas de ambos proyectos se interesan por el fenómeno de la mirada, no sólo como acto perceptivo que compromete la subjetividad, sino también como caprichosas formulaciones de la memoria.

Sothern y Vidler, por su parte, encarnan el rol de fotorreporteros, pues indagan en aspectos insólitos de la realidad más allá de la mainstream cultural. No importa cuán ordinarias sean las situaciones ni los personajes enfocados por su cámara. Ambos reparan en los detalles más desaliñados de la vida nocturna y los barrios marginales. Su obra está ligada a la subsistencia en las calles; las frustraciones y pesares de una comunidad invisible, habitada por vagabundos, prostitutas y transexuales; los cuales nos muestran con una objetividad descarnada, a veces ridícula, de apariencia cutre, medio trash. Este es un discurso que se erige desde la compasión, aunque parezca legitimar la diferencia.

Juana Valdés, en cambio, nos presenta en el Gallery’s Project Space, una instalación “casi barroca”, conformada por varios objetos abandonados o en desuso. Estos han sido finamente dispuestos sobre una mesa y en varias paredes, lo cual nos recuerda el gesto duchampiano de conferirle a la objetos comunes la categoría de obra de arte. Hay allí una búsqueda inteligente, poco importa a estas alturas cuestionar su originalidad. Lo verdaderamente interesante es encontrar en esos cuerpos olvidados, más allá de que tuvieran una vida utilitaria o decorativa, el peso del silencio, las marcas del tiempo, metáforas del desdén y de la huida, una galería de fetiches inútiles cual naturalezas muertas, revalorizados otra vez por la artista. Sin contar las lecturas que podemos hacer de la relación original de esos productos con sus propietarios, las historias de posibles herencias familiares, el valor sociológico de una mercancía según su precio y todos los esfuerzos de una clase para obtenerlos, para desecharlos luego.

Mindy Solomon Gallery, originalmente establecida en San Petersburgo, Florida desde el 2009, se ha reubicado en Wynwood Art District de Miami durante los últimos dos años con la misión de contribuir a establecer la vanguardia de una nueva comunidad creativa. Especializada en artistas emergentes contemporáneos y de mediana carrera, así como en brindar servicios de asesoramiento sobre arte, además de abarcar pintura, escultura, fotografía y vídeo, ha sido reconocida entre las 500 mejores galerías del mundo en varias guías especializadas.

Rubens Riol es crítico de arte, promotor cultural y experto en cine. Licenciado en Historia del Arte por la Universidad de La Habana en el 2009.

rubens.riol98@gmail.com

Ambas exposiciones hasta el 11 de diciembre en Mindy Solomon Gallery, Little River, 8397 NE 2nd Avenue, Miami.

  Comentarios