Salud

Muchos médicos dejarían de vacunar a los niños

FUNCIONARIOS DE salud temen que se desate una epidemia si muchos médicos dejan de vacunar a los 
niños.
FUNCIONARIOS DE salud temen que se desate una epidemia si muchos médicos dejan de vacunar a los niños. KRT

Alrededor de uno de cada 10 médicos que vacunan niños que están cubiertos por seguros privados estudian la posibilidad de interrumpir este servicio, en su mayoría porque pierden dinero, según una nueva encuesta.

Un segundo sondeo reveló diferencias asombrosas entre lo que los médicos pagaron por las vacunas y lo que las aseguradoras privadas les reembolsan. Por ejemplo, uno de cada 10 médicos perdió dinero en una de las vacunas recomendadas, mientras que otros ganaron casi $40 por dosis.

El sondeo fue revelador incluso para algunos médicos. "Muchos no se daban cuenta de que les estaban reembolsando tan poco'', dijo el Dr. Gary Freed, de la Universidad de Michigan y coautor de los artículos publicados en el número de diciembre de la revista Pediatrics.

Los estudios son los primeros en sumar cifras a las quejas planteadas desde hace mucho tiempo por los médicos de que apenas cubren el costo, y a veces incluso pierden dinero, con las vacunas para niños.

"Es bueno ver un estudio serio que muestre que no estamos inventando esto'', afirmó el Dr. Herschel Lessin, pediatra de Hopewell Junction, Nueva York, quien dijo que los gastos en vacunas de su consulta han subido a más del doble entre el 2006 y el 2007.

Los expertos dicen que no hay prueba alguna de que una cifra significativa de médicos haya dejado de vacunar debido al costo de las vacunas.

Pero los funcionarios de salud están preocupados porque los reembolsos insuficientes de los seguros provocaron un éxodo de los médicos de los programas de vacunación en los años 80, lo que contribuyó a una terrible epidemia de sarampión entre 1989 y 1991 que causó 11,000 hospitalizaciones y 123 muertes.

Este año los casos de sarampión en Estados Unidos subieron a su mayor nivel en más de una década, mayormente debido a que algunos padres no vacunan a sus hijos.

Los funcionarios de salud temen que esto, además de los problemas económicos que enfrentan los médicos, podría causar mayores epidemias en el futuro.

"Es una importante llamada de alerta'', dijo el Dr. Lance Rodewald, del Centro de Prevención y Control de Enfermedades, refiriéndose a los estudios.

El primer estudio se basó en una encuesta por correo el año pasado entre unos 1,300 pediatras y médicos familiares. Cerca de 800 respondieron. Aproximadamente la mitad dijo que demoraron en comprar al menos una vacuna debido al precio. Casi uno de cada cinco dijo que creían firmemente que el reembolso por la compra y administración de vacunas era inadecuado.

El segundo sondeo preguntó a los médicos cuánto pagaban por las vacunas y cuánto les reembolsaban las aseguradoras privadas. Un total de 76 médicos de cinco estados respondieron a la encuesta. Muchos médicos tienen prohibido por contrato decir cuánto gastan en vacunas y cuánto reciben de reembolso, dijo Freed.

Un ejemplo de la disparidad fue una vacuna que protege contra los neumococos. La diferencia por dosis fue desde una ganancia de $40 hasta una pérdida de $11. Una vacuna contra la varicela les dio a algunos médicos una ganancia neta de $35, pero costó a otros casi $30 por dosis.

La investigación estudió el costo de las vacunas y almacenamiento y de los insumos médicos relacionados, pero no incluyó los costos administrativos y el tiempo del personal. Los estudios no incluyeron el 50 por ciento o más de las vacunas pagadas por el gobierno, que suele ofrecer las vacunas gratis y cubrir los gastos administrativos.

  Comentarios