La Dra. Isabel

Comienza a pensar que puedes cambiar tu vida

Desecha todo pensamiento negativo y empieza a cambiarlo por imágenes positivas.
Desecha todo pensamiento negativo y empieza a cambiarlo por imágenes positivas. el Nuevo Herald

Hola, doctora Isabel:

Le escribo pporque no logro cambiar cosas en mi vida que quisiera poder cambiar. Yo escucho su programa y, por lo menos, he tomado el primer paso de reconocer que soy una persona demasiado negativa.

Las emociones negativas, como usted dice, están actuando como obstáculos para ese cambio que tanto deseo. Soy una persona que no me gusta que me dominen, sin embargo, no me quejo directamente. Lo que hago es frustrarme y me siento muy impotente por no poder cambiar. ¿Qué puedo hacer?

Querida amiga:

Al menos reconoces que tienes que cambiar, quieres hacerlo y, además, has identificado que tienes pensamientos y emociones negativas. Lo que sigue es identificar los problemas que tienes, aquellos que son los más importantes en tu vida, y determinar qué tipo de emoción te causan.

Algunos ejemplos: “Me siento sola y tengo miedo de que nunca voy a tener pareja’’. ¿Cuáles son las emociones que sientes, es ansiedad o preocupación?

Otro: “Tengo miedo de que me despidan y me puedo quedar sin trabajo”. Emociones: inseguridad, incompetencia.

Al hacer esto estás identificando tus problemas y tus emociones. El paso que sigue es entender que sí puedes cambiar, que solo tú puedes cambiar esa situación y que nadie lo puede hacer por ti. Después, tienes que usar varias tácticas que te recuerden que puedes cambiar la situación.

Táctica 1: Vive en el presente y deja de esperar lo peor.

Táctica 2: Examina las probabilidades de ese pensamiento negativo. Por ejemplo: No te gusta lo que alguien dijo delante de ti. Qué pasaría si tú le dijeras: “No pienso igual que tú, pero respeto tu posición”. ¿Qué probabilidad tienes de que te golpeen o te griten? Te aseguro que, como nunca respondes, los dejarás anonadados al contestarles así.

Táctica 3: Analiza tus predicciones. ¿Ocurrió lo que pensabas o te sentiste mejor al expresar lo que pensabas?

Táctica 4: Elimina el “y si…” Ese es el factor miedo. Ejemplo: “Y si digo esto me botarán”. A lo mejor te preguntarían: “Y tú, ¿qué harías diferente?”. Ahí te estás dando la oportunidad de explicar tu posición.

Táctica 5: Analiza cuál sería tu realidad. Cómo harías las cosas diferentes. Escríbelo, abraza tus ideas, habla con otras personas que confían en el que sería tu plan.

Táctica 6: ¡Deja el drama! Debes comenzar a pensar que quieres cambiar la dinámica de tu vida y seguir esta táctica que te va separando de la idea de que no puedes cambiarla. Tú sí puedes cambiar ciertas cosas, pero tienes que identificar el problema, después analizar qué harías diferente y, poco a poco, hacer un plan. Verás que poco a poco te conviertes en una persona que planea su vida con cuidado. Eso te ayudará a mejorar lo que quieras en tu vida.

Doctora Isabel.

La Dra. Isabel Gómez-Bassols es pedagoga y psicóloga. Su programa se puede escuchar de lunes a viernes, a la 1 p.m., Este, 10 a.m., Pacífico y a las 12 m., Centro, a través del sitio La Red Hispana.org Escriba sus cartas a su sitio web www.doctoraisabel.net

  Comentarios