Ve a clases de Coda, lee libros sobre la codependencia y, si no puedes asistir a las reuniones, lee, reza y medita hasta que tu vida comience a cambiar.
Ve a clases de Coda, lee libros sobre la codependencia y, si no puedes asistir a las reuniones, lee, reza y medita hasta que tu vida comience a cambiar. Archivo el Nuevo Herald
Ve a clases de Coda, lee libros sobre la codependencia y, si no puedes asistir a las reuniones, lee, reza y medita hasta que tu vida comience a cambiar. Archivo el Nuevo Herald