La Dra. Isabel

Deja que tu hija crezca

Dile a tu hija que en lo único que solo la ayudarás en sus estudios, pues eso le permitirá terminarlos.
Dile a tu hija que en lo único que solo la ayudarás en sus estudios, pues eso le permitirá terminarlos. Getty Images/iStockphoto

Hola, doctora Isabel:

Tengo una hija de 19 años que, desde los 14, ha tenido muchos problemas, entre ellos anorexia y drogadicción. Hace unos meses, su conducta era tan violenta que la envié a un hogar especial donde cuidaban adolescentes y eran muy estrictos. En ese lapso conoció a un muchacho, que se convirtió en su único amigo.

La mantuvimos en tratamiento hasta que terminó la enseñanza media. La amistad con este chico la sacó poco a poco del estado depresivo. Al cumplir los 18 años, ella se fue de la casa. Los padres del chico la recibieron y terminaron viviendo juntos. Cuando pasó la luna de miel, se fueron de esa casa.

Durante cuatro meses durmieron en el carro y a la vez ella mantenía un trabajo e iba al college. Mi hija me pidió que le sirviera de fiadora para rentar un apartamento y accedí. Desde noviembre, está bajo un techo, pero el novio, a quien está muy apegada, es muy inestable, no mantiene el trabajo y mi hija es quien la mayoría de las veces paga la renta.

Nosotros le colaboramos con sus estudios, los seguros del carro y el médico y, cuando viene a visitarnos, le damos $200. Ella con su trabajo saca para la renta. El día de los padres intentamos un encuentro entre los padres del chico y nosotros y resultó un fracaso, terminamos discutiendo. Después de eso, mi hija se ha puesto del lado de ellos, por lo que pienso cortarle la ayuda, pero a ella le falta muy poco para ser aceptada en la universidad. No tengo más familia en este país. Mi esposo ha pensado en la posibilidad de irnos a España, él tiene 65 años y yo 59.

Mi esposo no ha sido el padre que todo hijo sueña, no tiene vicios, pero su ambición por buscar dinero lo ciega para dar amor. Doctora, ¿qué haría en mi lugar? Estoy muy herida, ella no nos valora y veo que su novio no tiene aspiraciones.

Estimada amiga:

Has luchado por ayudar a tu hija a balancear su personalidad y sus emociones. Por un lado lo has logrado, pues al menos es trabajadora y estudia. Me preguntas qué haría yo y te diré, como madre y como sicóloga. Es obvio que ella tiene un diagnóstico emocional y siempre va a tener ciclos de estar bien y no. Después de enfrentarse a ustedes en el último encuentro, no sé cómo irá a buscar el dinero.

Déjala que crezca, pero dile que siempre estarás ahí para ella. Que en lo único que le ayudarás es en sus estudios, pues eso le permitirá terminarlos. Si firmaste como fiadora, ten cuidado pues tú eres responsable por el apartamento.

No te dejes llevar por el ego, ni la herida causada por sus palabras. Limita el contacto con ellos. Le dices a tu hija que comprendes que ella tiene que hacer su vida, y tú la tuya. Si te tienes que ir a España, avísale con anticipación. Déjala crecer y que sea responsable por sus decisiones.

Doctora Isabel.

La Dra. Isabel Gómez-Bassols es pedagoga y psicóloga. Su programa se puede escuchar de lunes a viernes, a la 1 p.m., Este, 10 a.m., Pacífico y a las 12 m., Centro, a través del sitio La Red Hispana.org Escriba sus cartas a su sitio web www.doctoraisabel.net. Sígala en Twitter: @DraIsabel.

  Comentarios