Béisbol

Harper conecta tres jonrones y congela a los Marlins

Bryce Harper disparó tres cuadrangulares ante el abridor de los Marlins Tom Koehler, el miércoles.
Bryce Harper disparó tres cuadrangulares ante el abridor de los Marlins Tom Koehler, el miércoles. Getty Images

El nombre de Bryce Harper nunca se le olvidará a partir de ahora a Tom Koehler.

El jardinero derecho de Washington disparó tres cuadrangulares ante el abridor de los Marlins y remolcó cinco carreras en su mejor partido en las Mayores para que los Nacionales derrotaran el miércoles 7-5 a la novena de Miami.

El toletero capitalino conectó un jonrón solitario en el segundo inning, un bambinazo de dos carreras en el tercero y otro solitario en el quinto para llegar a ocho en la temporada. Cada vuelacerca fue en el segundo lanzamiento del turno ante Koehler.

Con la oportunidad de empatar el récord de Grandes Ligas de cuatro jonrones en un partido, Harper bateó un roletazo de out en la séptima entrada ante el relevista Sam Dyson que sirvió para traer a Ian Desmond hacia el plato.

Harper, en su cuarta campaña en las Grandes Ligas, había bateado dos cuadrangulares en un mismo partido en cinco ocasiones.

“Hoy [miércoles] Harper hizo un gran trabajo’’, expresó Koehler. “Cometí tres errores y él supo aprovecharlos con su bate al  conectar los tres jonrones’’.

A Harper no la había ido nada bien en su carrera ante Koehler y promediaba .133 (de 15-2) con tres ponches antes del encuentro, pero en esta oportunidad tomó revancha y ante dos rectas y un slider colocó la bola más allá de la cerca, con cada batazo viajando más lejos que el anterior (393, 442 y 445 pies).

Esta es la tercera ocasión que los pitchers de los Marlins permiten tres vuelacercas a un bateador en un juego. José Valentín lo hizo con los Cerveceros el 14 de abril de 1998 y José Ortiz repitió la gesta con los Rockies el 18 de agosto de 2001, pero es la la primera vez que los tres jonrones fueron contra el mismo lanzador.

Koehler trabajó seis entradas y soportó cinco carreras con siete hits. Ponchó a cinco y otorgó un boleto.

Su rival en la lomita, Max Scherzer, permitió cinco anotaciones, 10 sencillos y retiró a 10 por la vía de los strikes en siete episodios.

Scherzer salió después de permitir un jonrón de tres carreras a Giancarlo Stanton en la octava entrada.

Para Stanton fue su séptimo bambinazo de la campaña y llegó a 27 remolcadas, líder en las Grandes Ligas.

Dee Gordon bateó tres imparables para extender su racha pegando hits a 11 partidos.

Por los Marlins, el venezolano Martín Prado de 5-3, con una anotada. El dominicano Marcell Ozuna de 5-0. El cubano Adeiny Hechavarría de 4-1, con una remolcada.

Por los Nacionales, el cubano Yunel Escobar de 3-1, con dos impulsadas. El venezolano Wilson Ramos de 4-2.

Los Marlins (13-15) abren hoy una serie de cuatro partidos ante los Gigantes en San Francisco y Dan Haren subirá a la lomita por los peces.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios