Béisbol

El mejor pitcher de Miami ofrece su peor versión y los Marlins mantienen la cabeza baja en Washington

El abridor d elos Marlins Caleb Smith trabajó tres entradas y permitió cinco carreras con igual cantidad de hits, en el partido efectuado ante los Nacionales, el 26 de mayo de 2019 en Washington.
El abridor d elos Marlins Caleb Smith trabajó tres entradas y permitió cinco carreras con igual cantidad de hits, en el partido efectuado ante los Nacionales, el 26 de mayo de 2019 en Washington. Foto: AP

Luego de ser silenciada por espacio de siete entradas, la ofensiva de los Marlins despertó en el final del partido pero el daño ya estaba hecho.

Caleb Smith tuvo su apertura más corta y la peor de la temporada y los Nacionales desplegaron un ataque de 15 imparables para llevarse el triunfo 9-6 ante el equipo de Miami.

El zurdo de 27 años, que ha sido el mejor estandarte de la rotación de los peces en esta campaña, no pudo reducir el poderío de la alineación de los Nacionales y se fue al cabo de tres entradas de labor.

Permitió cinco carreras con igual cantidad de hits, entre ellos un jonrón de Howie Kendrick en la segunda entrada. Ponchó a uno y dio dos boletos.

Antes de iniciar este domingo ante el club capitalino, Smith tenía una efectividad de 2.38, la tercera mejor de la Liga Nacional, y su WHIP y ponches por cada nueve entradas lo colocaban entre los cinco primeros serpentineros en Grandes Ligas.

Nunca había lanzado en menos de cinco episodios, no había permitido más de tres carreras limpias en ninguna apertura y no había ponchado a menos de siete peloteros en ningún juego.

Pero Smith es humano y los Nacionales se encargaron de recordarle eso.

“En realidad no creo que tuve el control de ninguno de mis lanzamientos”, expresó Smith. “Mi bola rápida la dejé por el medio. No pude tirar mis lanzamientos secundarios para hacer strikes cuando lo necesitaba y ellos capitalizaron eso”.

Su relevo en el montículo, el taiwanés Wei-Yin Chen, mantiene su intermitencia cada vez que es llamado a trabajar y poco pudo aportar para evitar el desastre.

Chen laboró por espacio de tres capítulos y toleró cuatro anotaciones con seis sencillos que sentenciaron el juego desde del sexto tramo cuando los Nacionales ganaban 9-0.

Con esa losa demasiada pesada poco podían hacer los Marlins que hilvaron 16 innings seguidos sin producir carreras, tras la blanqueada 5-0 del sábado.

Hasta la sexta entrada la novena que dirige Don Mattingly conectó cinco hits y un extrabase en tanto a partir de allí dispararon seis incogibles con tres batazos de más de una base, incluyendo el cuadrangular de Neil Walkers en el octavo con Harold Ramírez en circulación.

Los Marlins, que llegaron a Washington luego de pasar la escoba ante los Mets y los Tigres en seis encuentros, llevan ahora tres derrotas consecutivas y pudieran ser barridos si este lunes no logran descifrar los envíos del estelar derecho Max Scherzer, en el partido final de la serie a partir de la 1:05 p.m.

  Comentarios