Béisbol

¿Quién se va de los Marlins? El dilema corto del proyecto a largo plazo en Miami

Los más excepcionales de los Marlins de esta temporada

Los más excepcionales de los Marlins de esta temporada.
Up Next
Los más excepcionales de los Marlins de esta temporada.

De regreso al negocio. Apagados los ecos del Juego de las Estrellas, los Marlins enfrentan la larga tarea de seguir mejorando su proyecto y la corta misión de decidir quién seguirá siendo parte del mismo cuando pase el 31 de julio, ahora que se acabo el período de waivers de esos agostos inestables

No hay que ser experto para entender que Miami saldrá de algunas piezas veteranas, y tampoco se descarta la posibilidad de cambiar algún lanzador joven -el mejor apartado del club- por jugadores de impacto diario, que pueden levantar la alicaída bandera ofensiva.

“Entendemos donde estamos como organización’‘, expresó Mike Hill, presidente de operaciones de béisbol del club. “Creo que tenemos algunas piezas interesantes desde el punto de vista de valor. Trataremos de ser oportunistas para maximizar el valor de esas piezas, sabiendo a dónde queremos ir’‘.

Entonces, a vender se ha dicho. La franquicia deberá determinar en los próximos días qué hacer con hombres como Starlin Castro, Neil Walker, Curtis Granderson, Sergio Romo y Martín Prado, los cuales no figuran en los planes para el 2020 y potencialmente dejarían algún retorno antes de vestir otro uniforme o decirle adiós al Marlins Park a fines de septiembre.

Al parecer, Romo es el que más interés despierta. Un veterano con tres anillos de Serie Mundial y 16 rescates en 17 oportunidades que aún puede ayudar a un equipo con aspiraciones de octubre. El mexicoamericano no solo es un competidor, sino una persona bienvenida en cualquier clubhouse por su personalidad.

Después está el caso de Castro, quien no ha vivido a la altura de su propio talento en esta temporada -.245 de promedio ofensivo-, pero capaz de revivir esos números en otra geografía y con otras motivaciones. Es el segundo que más interés reviste de parte de los otros conjuntos en contención.

Algo por detrás estarían Walker y Granderson, especialmente el segundo al mostrar su edad con un promedio de .189, aunque mantiene eficacia como jardinero y suma siete cuadrangulares. La posibilidad de ser canjeados dependerá mucho de las necesidades de los otros y la capacidad de maniobra del alto mando de los peces.

De haber estado saludable, Prado también habría estado en esta lista, lo mismo que el lanzador José Ureña, cuyo nombre sonaba mucho antes de irse a la lista de inhabilitados de 60 días, pero los rumores tocan a nombres como Caleb Smith y Zac Gallen. Si aparece un cambio por un bate joven y probado, todo es posible.

“Vamos a explorar el mercado y ver qué oportunidades existen por ahí para nosotros, para mejorar la organización’‘, agregó Hill. “Esa siempre es la meta...Esta es la oportunidad y la única oportunidad esta temporada para hacer eso’‘.

  Comentarios