Béisbol

Lo ha visto todo en el béisbol, pero la sensación de decidir un juego siempre es algo nuevo para este veterano

AP

Martín Prado lo ha visto todo en el béisbol, pero esa sensación de héroe de juego siempre la siente como algo nuevo y especial. El veterano impulsó en la 10ma entrada la carrera que dejó tendidos en el terreno a los Bravos.

“Es increíble, el esfuezo del equipo, del pitcheo desde Alcántara al bullpen’‘, apuntó el venezolano tras la victoria 7-6 sobre Atlanta. “Es increíble como este grupo de jóvenes se prepara. Es increíble jugar para una multitud como esta que te saca lo mejor. Es maravilloso’‘.

El elevado de sacrificio de Prado sirvió para que el colombiano Harold Ramírez anotara desde la antesala la carrera del triunfo.

Pudo haber sido un choque cualquiera, sobre todo para los Marlins ya eliminados y con la única misión de completar el calendario de la temporada regular, pero al final adquirió otra dimensión, casi como si se tratara de un encuentro de playoffs y ante más de 30,000 aficionados.

Los peces llegaron con cuatro debajo en el marcador y desataron una rebelión que evaporó la ventaja de los Bravos para igular el marcador y dejar en claro una tremenda debilidad de los visitantes.

Atlanta, sin duda alguna, irá a la fiesta de octubre, pero su bullpen está dejando mucho que desear y Miami lo ha puesto de manifiesto en cada uno de los encuentros de esta serie que concluye el domingo.

El viernes los visitantes sobrevivieron porque su ofensiva es temible y había anotado ocho carreras. En esta ocasión fallaron en mantener una diferencia que se antojaba ostensible, cuando en la octava entrada y la pizarra 3-2, Johan Camargo pegó un cuadrangular de tres anotaciones.

Mike Soroka había lanzado una pelota casi impecable, de tres hits sin anotaciones durante siete episodios, pero nada más alejarse del montículo, comenzaron los problemas del relevo de Atlanta.

Los cuatro relevistas que le siguieron en la lomita, incluido el taponero Mark Melancon, hicieron todo lo posible por malograr la faena de Soroka y torpedar la potencial victoria del club.

Miami inició el descuento con el décimo cuadrangular de Curtis Granderson en la octava y desató un ataque en toda la línea en la novena para pisar la goma en cuatro ocasiones, incluidos dos remolques con dobe de Starlin Castro.

Los peces pudieron haber terminado el choque en ese momento, pero Isán Díaz fue puesto out en la goma de manera cerrada al tratar de anotar desde la inicial con el batazo del tercera base dominicano.

Pero todo quedó listo para la locura de la décima entrada.

  Comentarios