Boxeo

El futuro del boxeo cubano mejora con la presencia en México de joven campeón

OSVARY MORELL se encuentra en territorio azteca con la perspectiva de continuar su carrera en el ring.
OSVARY MORELL se encuentra en territorio azteca con la perspectiva de continuar su carrera en el ring.

Los flancos de la nueva generación de boxeadores cubanos en el ámbito profesional siguen llenándose. A pocas horas de conocerse la fuga del doble titular olímpico Robeisy Ramírez en México, se confirmó la presencia en ese país de otra promesa de alto calibre que en estos momentos sopesa el camino a tomar.

Osvary Morell, campeón mundial juvenil del 2016 en San Petersburgo, lleva varios días en tierras aztecas y estaría muy cerca de recibir la residencia que le permitiría mirar con mejor claridad su futuro en su deseo de combatir en el pugilismo de paga.

"Es un tremendo chico que posee un potencial enorme'', comentó un amigo de Morell que conversa diariamente con él. "Su ilusión es llegar a lo más alto en el cuadrilátero. Su talento es enorme. Solo necesita una buena guía para avanzar''.

Nacido en Villa Clara y con apenas 20 años de edad, Morell es el tercer boxeador cubano de alto perfil que abandona su tierra en lo que va del 2018, después de Ramírez y Joahnnys Argilagos, quien se encuentra -de acuerdo con fuentes familiares- en un centro de inmigración en Colorado en espera de regularizar su situación.

La potencial presencia de este trío de guerreros en los encerados, junto a las de otros jóvenes como Ramón Luis Nicolás, Liván Navarro, Irosvani Duvergel y Marcos Forestal, ofrece rayos de esperanza en un momento en que la actual generación de establecidos contempla sus últimos días.

Igualmente, la nueva hornada de púgiles antillanos se refuerza con figuras que ya desde hace rato combaten en Estados Unidos y han recorrido un camino nada despreciable como Hairon Socarrás, Jorge Romero y Neslán Machado.

"Osvary lo tiene todo para llegar muy alto: físico, inteligencia, pegada, sabe moverse en el ring'', agregó la fuente. "Su mano zurda es su mejor arma, pero sobre todo se trata de un joven que sabe escuchar, quiere aprender''.

Además de sus éxitos en escuadras infantiles y juveniles -fue elegido el mejor gladiador del mundial de Rusia-, Morell ya formó parte de la escuadra nacional cubana e incursionó en la Serie Mundial de Boxeo con los Domadores de Cuba.

Con el paso del experimentado Julio César la Cruz a los 91 kilos, Morell se apoderó de oro en el torneo nacional celebrado en diciembre del 2017.

  Comentarios