Boxeo

El caos contra el método, la intimidación ante la técnica. Esta pelea puede ser de las mejores del 2018

Danny García (izq.) y Shawn Porter deben sostener una buena pelea este 8 de septiembre en Nueva York.
Danny García (izq.) y Shawn Porter deben sostener una buena pelea este 8 de septiembre en Nueva York.

Shawn Porter no es boxeador. Digan lo que digan, este corpulento guerrero es un toro, una fuerza desbocada que suele llevarse por delante, como una marea, a la mayoría de quienes osen subirse a un ring contra él. Intimidante y tenaz, pocos escapan a su furia.

Tan pocos que son apenas dos: Keith Thurman y Kell Brook cuando estaban en el pico de sus carreras, poseedores de habilidades que les permitieron capear este huracán humano. ¿Podrá Danny García convertirse en el tercero?

Aquí García propone la técnica, el buen hacer dentro del ring, un contragolpeo fino y preciso, no exento de poder. Su única mancha –si exceptuamos la controversial cita contra Mauricio Herrera- fue la derrota ante el en ese momento excepcional Thurman.

No es primera vez que García enfrenta a un bravucón en toda la línea, como lo atestiguan sus triunfos sobre Robert Guerrero y Lucas Matthysse, pero ninguno de estos dos lleva el temor que inspiran las cargas de Porter, las constantes arremetidas que suelen paralizar a los oponentes o, si no, cansarlos hasta rendirlos.

Porter te lleva a la esquina y comienza a bracear más que golpear. Su volumen de acción siempre supera al rival, pero no es certero como García, quien podrá pegar mejor aunque no pegar más. De este paradigma visual tendrán los jueces que sacar el mejor veredicto.

La pregunta no es si García puede vencer a Porter con su boxeo, sino si podrá sobrevivir a estas embestidas que buscarán privarlo primero de sus técnicas y luego de su voluntad. Uno porque piensa demasiado, calculador; el otro porque su mente se nubla y arremeter se convierte en su mejor defensa.


Por el contraste de estilos la pelea promete. Pase lo que pase, ambos continuarán en la elite de una división cargada de figuras y combinaciones de peleas con Errol Spence Jr., Terence Crawford, Yordenis Ugás y el propio Thurman en la galería.

Sospecho que este choque nos dará de qué hablar todo el fin de semana, que incluso pudiera ser candidata a Pelea del Año y que incluso se insinuaría una revancha entre el nuevo campeón –porque sí lo habrá- y el nuevo retador.

PRONÓSTICO: No queda más que tirarse al agua, gana García por puntos.

  Comentarios