Boxeo

Tras perder el cetro en gran batalla, este cubano vuelve a pelear por un título mundial en enero

La próxima pelea de Erislandy Lara ya es un negocio cerrado. Solo faltan algunos detalles, pero el cubano volverá al cuadrilátero en algún momento de enero contra el campeón “regular’’ de la AMB Brian Castaño en una velada de Premier Boxing Champions.

De acuerdo con el manager de Lara, Luis De Cubas Jr., ambos boxeadores están de acuerdo en los aspectos principales del contrato y antes de que finalice el año se anunciaría el lugar y la televisora que transmitirá este choque.

“Esta va a ser una gran pelea que los aficionados van a disfrutar mucho’’, expresó De Cubas Jr. “Y para Lara es una gran oportunidad de conquistar otra faja y mantenerse en la élite de la división de las 154 libras. Todavía le queda mucho boxeo’’.

Lara (25-3-2, 14 KO) era el campeón “lineal’’ de la AMB hasta que el cuatro de abril cedió su corona en una cerrada pelea contra Jarrett Hurd, quien se llevó un triunfo por decisión dividida y con votaciones muy cerradas de 114-113.

El cubano pudo haber ganado el encuentro, pero en el 12do asalto fue llevado a la lona por Hurd en un choque celebrado en Las Vegas y que obligó al ganador a pasar por un largo descanso del que saldrá el 1 de diciembre en la cartelera de Wilder vs. Fury.

“Aquella fue una gran pelea, pero ya quedó atrás y Lara va en busca de nuevos títulos y glorias’’, agregó De Cubas Jr. “El ha sido uno de los grandes campeones de las 154 libras y volverá a serlo a partir del próximo año’’.

Al igual que Lara, Castaño (15-0, 11 KO) posee una excelente hoja de servicios en el boxeo amateur al punto de cosechar victorias sobre el talentosísimo Errol Spence Jr. y Sergiy Derevyanchenko, el hombre que puso a sudar a Daniel Jacobs el sábado pasado en Nueva York.


Esta será la quinta pelea del argentino en los Estados Unidos, quien es un boxeador de pegada y no exento de habilidades que serán puestas a prueba por el púgil de Guantánamo.

La pelea entre Castaño (29 años) y Lara (35 años) forma parte del nuevo acuerdo de Premier Boxing Champions y SHOWTIME, televisora que debe acoger este encuentro en enero.

El ganador se pondría en línea directa a un choque contra el súper campeón Hurd o alguno de los otros titulares de la categoría ligero mediana.

  Comentarios