Boxeo

El Cepillo de Cuba entra al templo de los inmortales en Nevada con la vista puesta en el de Nueva York

JOEL CASAMAYOR ya es miembro del templo de los inmortales del boxeo en Nevada.
JOEL CASAMAYOR ya es miembro del templo de los inmortales del boxeo en Nevada.

A ver si ahora le respetamos más y valoramos su historia. Joel Casamayor recibió una tremenda ovación cuando fue exaltado al Salón de la Fama del Boxeo en Nevada en medio de una camada de inmortales donde sobresalieron, entre otros, Bernard Hopkins y Juan Manuel Márquez.

Además de residir en Las Vegas, el cubano combatió en 12 ocasiones en Nevada, donde se convirtió en uno de los púgiles más populares y queridos por su personalidad y manera de entregarse en el cuadrilátero, para no hablar ya de sus títulos amateurs y profesionales.

“En Las Vegas no solo he encontrado techo y trabajo como entrenador, sino que encuentro la recompensa en el amor de la gente que aún me reconoce’’, expresó el guerrero de 48 años. “Algo bueno debo haber hecho para recibir tanto cariño. Eso lo agradezco mucho’’.

Considerado por muchos el mejor boxeador cubano llegado a Estados Unidos en las últimas décadas, Cepillo conquistó fajas del orbe en las 130 y 135 libras, además de ser recordado por sus épicas batallas –una trilogía donde ganó dos veces- contra Diego Corrales.

Antes de convertirse en profesional, Casamayor había desarrollado una tremenda carrera como amateur, conquistando títulos mundiales y el olímpico en Barcelona 1992 al derrotar por la medalla de oro a Wayne McCullough.

El irlandés McCullough, otro de los exaltados al Salón de la Fama, regresaría a su tierra como un héroe con su presea de plata y luego también llegaría a ser campeón mundial profesional en el peso gallo.

Además de McCullogh, Casamayor, Hopkins y Márquez, en la gala también fueron exaltados figuras cimeras como Ronald Wright, Humberto González, Vinny Paz, Bobby Chacón, Hasim Rahman, Floyd Mayweather Sr. y Dan Goosen.

La promoción de Casamayor pudiera ser el indicador de que el cubano estaría en camino de entrar al Salón Internacional de la Fama del Boxeo en Canastota, Nueva York.

“Si la prensa y los aficionados lo quieren, también estaré en el Nueva York’’, agregó el cubano. “Pero por ahora estoy feliz con este premio en Las Vegas’’.

  Comentarios