Boxeo

Boxeadores cubanos deben mejorar actitud mental, afirma entrenador

El entrenador fisico Maury Ramos entrena al boxeador cubano Yunesky González, el 12 de octubre del 2013 en Miami.
El entrenador fisico Maury Ramos entrena al boxeador cubano Yunesky González, el 12 de octubre del 2013 en Miami. El Nuevo Herald

Sin hacer mucho ruido, Maury Ramos se está labrando un nombre en el mundo del boxeo y el hombre que hace apenas un tiempo atrás fuera conocido como un gran preparador físico es hoy un entrenador con todas las de la ley.

Al frente de púgiles como Humberto Savigne, Alexei Collado y Yunesky González, entre otros, Ramos es graduado de Licenciatura en Cultura Física en La Habana, especializado en boxeo, aunque también conoce de atletismo y otras disciplinas y su palabra se escucha con respeto.

En medio de un mundo de trabajo, Ramos accedió a conversar con El Nuevo Herald sobre temas vitales que afectan a los boxeadores cubanos y afirma tener alivio para algunos de ellos.

¿Crees cierto eso de que el cubano no vende?

“Sin desacreditar a nadie, que aquí hay muy buenos entrenadores, estoy trabajando mucho para que el boxeador cubano cambie, sea más atractivo. He estudiado mucho y al final he llegado a una conclusión: al cubano le falta actitud mental’’.

Eso que algunos llaman instinto criminal…

“Sí, la agresividad para rematar. El cubano lo tiene todo, técnica, físico, pero le falta esa actitud mental del que tiene herido a su rival y sale a rematarlo, a no dejarle espacio a la recuperación’’.

Se puede enseñar a golpear, a moverse, ¿pero cómo enseñas eso?

“Yo estudié psicología deportiva y lo que más me ha ayudado es eso, hablar con los boxeadores, programándolos mentalmente, reforzar ciertas actitudes. La mente también se entrena’’.

¿Y podrá aplicarse eso a todos? Cada boxeador es un mundo.

“Absolutamente sí. Si un boxeador es profesional en el mejor sentido de la palabra, si quiere más que el dinero y se deja guiar, todo es posible, adecuándolo todo a las características de cada uno’’.

Entonces, ¿venden o no venden los cubanos?

“Al cubano le falta para vender en el boxeo de hoy en día. El boxeo cubano siempre ha sido bueno, pero no tenemos conciencia de que, además de ganar la pelea, hay que dar espectáculo. Todos los cubanos saben tirar golpes, ahora el tema de la actitud mental es una asignatura pendiente’’.

  Comentarios