Fútbol

El Garoto de Oro evita la revancha

JAMES RODRIGUEZ (#10) conduce la pelota, pese a la defensa de Felipe Luiz.
JAMES RODRIGUEZ (#10) conduce la pelota, pese a la defensa de Felipe Luiz. El Nuevo Herald

En una noche histórica para el Sun Life Stadium, Miami y el estado de Florida, la selección de Brasil venció 1-0 a Colombia, el viernes ante 73,429 aficionados.

Fue un récord absoluto, superior a los 71,124 aficionados que asistieron al triunfo 5-0 de Brasil sobre Honduras, en noviembre pasado en el mismo escenario.

Esta vez hubo un golazo de Neymar. El garoto de oro dibujó una pintura de tiro libre para sellar el triunfo.

Neymar volvió a la Seleçao luego de la lesión que le provocó Camilo Zúñiga en el Mundial de Brasil 2014, cuando los anfitriones ganaron 2-1 a los cafeteros en cuartos de final. Ambos fueron capitanes de sus selecciones, el viernes.

Los aficionados en el sur de la Florida olfatearon que la noche del viernes era de otro mundo, y que los animadores eran auténticos astros del fútbol mundial.

El partido no defraudó a la fanaticada. Es cierto que se trataba de un amistoso, del inicio de un nuevo ciclo para ambas selecciones después del Mundial de Brasil 2014, pero ambos equipos querían ganar, se respetaron pero intentaton la victoria.

Colombia se mostró más sólido. No por algo mantiene a 21 de los 23 jugadores que fueron al Mundial incluido al cuerpo técnico con el argentino José Pekerman a la cabeza. Brasil, en cambio, estrenó nuevo entrenador luego de la debacle de la Seleçao de Luiz Felipe Scolari en la Copa. El nuevo DT Dunga convocó a 10 integrantes del Mundial anterior y en estos momentos su equipo se encuentra en proceso de ensamblaje.

Brasil controló bien la pelota y Neymar fue su mejor figura. Los colombianos volvieron a castigarlo con faltas repetidas. El astro de Barcelona fabricó jugadas de fantasía y siempre creó peligro con su velocidad y habilidad.

En una de esas acciones, a los 24 minutos, participó Neymar y fue gol, pero el árbitro Dave Gantar lo anuló por posición adelantada.

Colombia se afirmó y creó algunas situaciones de peligro que fueron conjuradas con una gran actuación del arquero brasileño Jefferson.

Brasil aprovechó para contragolpear y el arco de David Ospina se salvó luego de un disparo alto de Oscar y un tiro colocado de Neymar que salió fuera.

Los cafeteros también tuvieron opciones claras, especialmente con un tiro alto de Zúñiga sobre los 37 minutos.

Ambas escuadras se fueron al descanso con el 0-0.

Al reanudarse el partido, Neymar quedó solo frente a Ospina, pero falló en la puntada final.

A los 52 minutos se produjo una jugada que influyó en el partido. Juan Cuadrado, el mejor hombre de Colombia, cometió una falta contra Neymar y vio su segunda tarjeta amarilla.

Colombia se quedó con 10 jugadores, y el partido perdió el equilibrio que había tenido hasta entonces.

Brasil pasó a dominar las acciones, tomó casi por completo el control de la pelota.

Luego empezaron los cambios en ambos equipos.

Sobre los 75 minutos, el Sun Life Stadium estalló de alegría. Pekerman le dio la oportunidad a Radamel Falcao y Dunga a Robinho.

Falcao ingresó por James Rodríguez, que mostró muy poco de su calidad.

Pese a haber tenido una semana muy agitada debido a que cambió de club y entrenó menos que sus compañeros en la selección de Colombia, Falcao aportó nueva energía a los cafeteros, corrió todas las pelotas y se mostró como un auténtico líder de su escuadra.

  Comentarios