Música

La ópera y la música clásica florecen en Miami

El calentamiento global ha puesto en solfa los festivales de ópera y música clásica de Europa. Estuve este verano en el de Bayreuth y en el de Salzburgo. Y en el primero pude ver a un señor al borde de un colapso de calor, pues ese teatro, diseñado por Wagner hace más de un siglo, carece hasta de ventiladores. En el de Salzburgo hay aire acondicionado, pero la temperatura en la calle es sahariana. Va siendo hora de que las empresas turísticas locales promuevan el turismo “clásico” en los veranos frescos de Miami, donde los teatros tienen aire acondicionado y lo que se pone en escena compite en cantidad y calidad con esas mecas musicales donde a veces es más el ruido que las nueces

En el 2018 Miami sigue sonando en forte con respecto a la ópera y la música clásica. La Florida Grand Opera, que dirige Susan T. Danis, mantiene su cartel de cuatro producciones en un mundo donde compañías similares se han reducido y hasta quebrado. Este año presentarán La Boheme, Las bodas de Fígaro, Werther y el estreno en Miami de Frida, de Robert Xavier Rodríguez, basada en la vida de la famosa pintora mexicana.

frida_FGO.jpg
La Florida Grand Opera presenta el estreno en Miami de Frida, de Robert Xavier Rodríguez, basada en la vida de la famosa pintora mexicana. FGO Cortesía



La Miami Lyric Opera, con una calidad por encima de muchas compañías similares del viejo continente, sigue triunfando y mejorando con una labor que no solo estimula los cantantes locales, sino que contrata figuras de prestigio en otros países. La próxima temporada comienza con La Cenicienta, de Rossini.

La insuperable coral Seraphic Fire, con conciertos en Miami, Fort Lauderdale y Boca Raton, sigue siendo uno de los orgullos de esta ciudad donde radica este grupo ganador de premios internacionales. Este año, además de los tradicionales conciertos de Navidad y sus estrenos mundiales, ofrecerán un concierto de Música Barroca de América Latina, con ejemplos de Cuba, Bolivia y Perú.

undefined

En cuanto a música clásica instrumental, tampoco nos podemos quejar. El Arsht Center for the Performing Arts anuncia que la Cleveland Orchestra (CO) repetirá esta temporada su espectacular entrega de la Sinfonía Resurrección, de Mahler, con su director Franz Welser-Möst, y un concierto con la actuación especial de la soprano y directora de orquesta Barbara Hannigan que incluye la Suite de Lulu, de Berg, en la que ella cantará desde el podio (!). Además nos visitarán orquestas y artistas extranjeros como la Israel Phylharmonic, la Saint Martin in the Fields, la Chicago Symphony y la Orpheus Chamber Orchestra, con sus respectivos directores: Zubin Mehta, Riccardo Muti, Jeremy Denk y Javier Perianes. También vendrán solistas de la talla de Itzhak Perlman. Eso sin contar que las galas de instituciones locales como la New World Symphony (NWS) que dirige Michael Tilson Thomas y la Miami Symphony (MISO), que dirige Eduardo Marturet, tendrán ese centro para sus noches de gala, al igual que la del fin de curso de la New World School of the Arts, gran espectáculo que incluye, además de lo clásico, ballet, jazz, danza y música popular.

undefined

Tanto la CO, en su año número 13 de residencia en esta ciudad, como la NWS mantienen sus programas educativos que han convertido a Miami en una meca para estudiantes y maestros de música clásica. En ese aspecto la Miami University (UM) y la Florida International University (FIU), con sus respectivas escuelas de música sostienen sus festivales en el que participan alumnos, profesores e invitados internacionales. Sus escuelas de canto ofrecen varias óperas al año a precios muy módicos. La Escuela de Música Frost de UM también tiene un Festival Chopin en copatrocinio con la Chopin Foundation. Esta última institución traerá reputados pianistas del extranjero para varios conciertos en diferentes lugares, incluso una de sus series: Chopin Free for All, es gratuita.

Y para seguir con la glorificación del piano se mantiene el Festival Internacional de Piano que dirige Giselle Brodsky, la Competencia de dos pianos Dranoff más el Festival Mainly Mozart con la dirección artística de la excelente pianista Marina Radiushina con un variado programa e intérpretes internacionales.

Grupos musicales más pequeños, pero no de menor calidad, como la Orchestra Miami, de Elaine Rinaldi y la Florida Chamber Orchestra de Marlene Urbay, siguen su exitoso trabajo que incluye conciertos, recitales y hasta óperas. Con algunas actividades gratuitas en parques de la ciudad.

Con creciente éxito, permanece la serie St Hugh Steinway que dirige el también pianista Roberto Berrocal, con conciertos y recitales de canto.

Y para el verano, además del Miami Music Festival que dirige Michael Rossi, con unas cinco semanas de óperas, conciertos y recitales, sigue la serie de conciertos del Community Arts Program de la Coral Gables Congregational Church con recitales variados que incluyen jazz, clásico y música del mundo.

Al momento del cierre de este trabajo, todavía muchas compañías, organizaciones y teatros no tenían su temporada completamente confirmada. También hay conciertos y recitales de canto o instrumentales cuya información suele aparecer poco antes del evento. Miami, incluso en verano, ostenta una amplia variedad en cuanto a la música y el canto clásicos y por eso los lectores deben hacer un esfuerzo y estar pendiente de la prensa y las redes sociales, además de entrar en las páginas de las orquestas e instituciones, si no quieren perderse ninguna de estas actividades.

  Comentarios