Música

‘Come From Away’, es aclamada en el Arsht con ovación de pie

Nick Duckart, Kevin Carolan, Andrew Samonsky y elenco de ‘Come From Away’.
Nick Duckart, Kevin Carolan, Andrew Samonsky y elenco de ‘Come From Away’.

Se trata de una obra musical distinta, Come From Away, que se mantuvo en cartelera del 18 al 23 de junio en el Ziff Ballet Opera House del Arsht Center de Miami y fue ovacionada la noche de su estreno por el público que abarrotaba el teatro, se basa en hechos reales, personajes verdaderos de una historia muy reciente: el hecho de que una semana después del fatídico 9-11, con el ataque a las torres gemelas de Nueva York, 38 aviones recibieron la orden de aterrizar en el aeropuerto de la pequeña población de Gander, en Canadá, como una medida de seguridad, parte de la operación Yellow Ribbon.

La obra, con libreto, música y canciones de Irene Sankoff y David Hein, ambos nominados a los premios Tony y Grammy, va exponiendo con humor, maravillosa música y números danzarios, el desarrollo de esta precaria situación en la que se entretejen varias vidas, no sólo de los pasajeros de los aviones, que sumaron miles, sino de los habitantes de esta pequeña población que se vieron de pronto ante la titánica tarea de atender a un inesperado número de personas. La logística va más allá de habilitar escuelas y campos deportivos, y pronto surgen las personas que brindan sus casas para que los atormentados viajeros varados puedan tomar una ducha y hasta sentarse a una mesa familiar para una cena especial. Se escenifican numerosas muestras de calor humano, y sobre todo, el florecimiento de uno de los más escasos sentimientos, la solidaridad. La lección de humanidad que ofrece esta obra es ejemplar.

Pero aun con un guión excelente y con hermosa música, la obra no tendría éxito si no contara con un elenco de primera que incluso interpreta más de un papel. Resulta sorprendente la agilidad con que se cambian de vestuario y personaje prácticamente ante los ojos del público, y cómo la excelente dirección escénica de Christopher Ashley, galardonado múltiples veces en su carrera, facilita que todo fluya sin contratiempos y que el público se mantenga en vilo durante la hora y media que dura el espectáculo sin intermedio ni un momento de descanso.

Para esta agilidad escénica se usan todos los recursos, desde una escenografía (de Beowulf Boritt, ganador del Tony) sumamente funcional, hasta el escenario giratorio, y por supuesto, el impecable juego de luces de Howell Binkley. En cuanto a actuaciones, qué se podría decir, pues en los hombros de estos estupendos profesionales cae el mayor peso de la producción. Es de notar que entre los papeles destacados se encuentra el actor Nick Duckart, nacido y criado en Hialeah y uno de los aventajados egresados de la New World School of the Arts. Encabeza este grupo de talentosos profesionales Kevin Carolan, Harter Clingman, Chamblee Ferguson, Becky Gulsvig, Julie Johnson, Christine Toy Johnson, James Earl Jones II y Emily Walton. Cada uno en su momento, y sobre todo al final, recibió el reconocimiento del público. En las obras musicales, los actores no sólo deben dar lo mejor en su caracterización del personaje, sino que también cantan, bailan y, llegado el momento, hasta actúan de tramoyistas. Nada fácil, pero el elenco de esta obra pasa con colores triunfales esta prueba de incesante dinamismo y entrega.

Esta obra, que ha sido aplaudida en numerosas ciudades de Canadá y Estados Unidos y en capitales europeas como Londres y Dublín también recibió su baño de merecidos aplausos en Miami. ¡Felicidades!

La próxima producción de Broadway in Miami será ‘Fiddler on the Roof’, del 29 de octubre al 3 de noviembre, en el Ziff Ballet Opera House del Arsht Center. Info y entradas (desde $34) 305 949 6722 y arshtcenter.org

  Comentarios