Noticias

Cadáver en la basura podría ser de madre de niños muertos

cap En un giro espeluznante de un caso que ya era sórdido, la policía de Delray Beach anunció esta tarde que sospechan que una mujer cuyo cadáver se encontró en un tacho de basura en West Palm Beach en agosto es la madre de los dos niños encontrados dentro de maletas en un canal de Delray Beach el miércoles.

Aunque no se han confirmado sus identidades, la vocera policial Nicole Guerriero dijo que ellos creían que los muertos eran: Jermaine McNeil, de 10 años, su hermana JuTyra Allen, de 6, y su madre Felicia Brown, de 25.

Guerriero dijo que el único sospechoso de los asesinatos es Clem Beauchamp, quien fue arrestado el jueves por cargos federales no relacionados con el caso.

Los niños vivían en la casa de Beauchamp en Delray Beach junto con Michelle Dent y sus tres hijos, dijeron funcionarios.

En una audiencia del viernes, el Departamento de Niños y Familias de la Florida (DCF) persuadió a un juez que retire a Dent la custodia de los tres niños. Durante la audiencia, una investigadora del DCF dijo al juez que Dent era "una persona de interés'' en un caso de doble y tal vez triple homicidio.

La investigadora del DCF Michele Fuhrman testificó que ella consideraba Demetrius Beauchamp, de 15 años, Keayana Beauchamp, de 10, y Karchelle Washington, de 3, no debían permanecer con Dent durante la investigación criminal en curso.

Fuhrman dijo al juez que ella cree que la policía de Delray está revisando las videocintas de seguridad de WalMart para ver si se había comprado pesas allí, supuestamente para hundir los cadáveres. "Este es el inicio de una investigación criminal muy intensa'', indicó. Fuhrman agregó que cuando investigadores del equipo de protección infantil entrevistaron a los niños mayores, ellos negaron todo conocimiento de las desapariciones. Pero sus respuestas parecieron aprendidas, debido a su similaridad y al hecho de que ellos corregían sus respuestas.

Mientras tanto, la policía de Delray Beach respondió a una llamada ‘‘doméstica'' alrededor del mediodía del viernes en la última dirección conocida de Dent. Se vio a una mujer salir por el fondo de la casa en la cuadra de los 1600 de NE 3 Avenue y entrar en la vivienda de al lado.

Los vecinos habían escuchado una discusión relacionada con niños en la casa y llamaron a la policía. Pero los oficiales se fueron sin detener a nadie.

La policía empezó a interrogar a Beauchamp el jueves por la noche. Este fue acusado formalmente el jueves en el tribunal federal de distrito de posesión de un arma de fuego con silenciador, según un documento judicial presentado por un agente de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF).

Al detallar las alegaciones federales, que son una investigación aparte de la de los niños muertos, el agente de la ATF describió haber encontrado en el maletero del vehículo confiscado de Brown una pistola calibre 22 con un silenciador hecho en casa, y una bolsa que contenía una máscara de Halloween, municiones, un gorro tejido negro y un recipiente con crack.

Beauchamp, de 34 años, es el propietario de la casa en SW 7 Avenue que la policía ha acordonado y ha estado registrando desde el jueves en busca de evidencia de los asesinatos de los dos niños.

La portavoz policial Nicole Guerriero dijo esta mañana que la búsqueda continúa, pero se negó todavía a identificar a las víctimas, a describir las causas de sus muertes o a decir si se trataba de niños al cuidado de Beauchamp.

Esta mañana había agentes cavando en el patio de la casa y llevándose tres vehículos.

Guerriero dijo que la policía no ha recibido notificación alguna de niños desaparecidos.

Alguien metió los cadáveres de dos niños pequeños, una niña de 6 a 10 años y un niño de 10 a 12, en maletas negras y los lanzó en un canal al sur de la ciudad. Los cuerpos fueron hallados el miércoles flotando. La búsqueda de su asesino llevó el jueves a los detectives a la casita color beige de Beauchamp en la 7 Avenida del suroeste.

La niña fue embutida en una bolsa de lona negra. El niño fue metido en una maleta.

  Comentarios