Estados Unidos

Trump devuelve el golpe a China y anuncia mayores aranceles

El presidente de EEUU, Donald Trump, se reúne con el mandatario chino Xi Jinping. Archivo.
El presidente de EEUU, Donald Trump, se reúne con el mandatario chino Xi Jinping. Archivo. AP Photo

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció este viernes dos subidas de los aranceles previstos para los productos chinos en represalia a los gravámenes sobre bienes de Estados Unidos con que respondió hoy China a dichas medidas.

“A partir del 1 de octubre, los $250,000 millones de dólares de bienes y productos procedentes de China, que actualmente están gravados con un 25 por ciento, estarán gravados con un 30 por ciento”, dijo Trump en su cuenta de Twitter.

Además, el mandatario informó de que los $300,000 millones restantes de importaciones chinas, a las que a partir del 1 de septiembre se le iban a aplicar aranceles del 10 por ciento, ahora estarán gravadas con un 15 por ciento.

Washington impuso estas medidas después de que el Gobierno chino cumpliera este viernes sus amenazas y anunciara la imposición de aranceles a bienes estadounidenses por valor de $75,000 millones, en respuesta también a otros gravámenes estadounidenses anunciados a principios de agosto.

El Ministerio de Asuntos Exteriores chino dijo que los aranceles comenzarán a aplicarse el 1 de septiembre, la misma fecha en que entrarán en vigor los aranceles de la potencia norteamericana a productos del gigante asiático por $300,000 millones.

Este nuevo episodio de la guerra comercial es una nueva señal de que los dos países mantienen aún posiciones alejadas para resolver el conflicto comercial, días antes de que una delegación china llegue a Washington para negociar un hipotético acuerdo comercial entre ambos países.

Antes de anunciar hoy el castigo, que realizó tras el cierre de las bolsas de Wall Street, Trump argumentó que “durante muchos años” China y otros países “se han aprovechado de Estados Unidos en materia de comercio, robo de propiedad intelectual y mucho más”.

El mandatario consideró que las anteriores administraciones de EEUU “han permitido que China tomara ventaja” y eso, según él, se ha convertido en una “gran carga” para el contribuyente.

“Como presidente, ¡ya no puedo permitir que esto suceda! En el espíritu de lograr el comercio justo, debemos equilibrar esta relación comercial muy injusta”, agregó.

Tras el anuncio de Trump de que respondería con represalias a los aranceles de China y sus mensajes por Twitter a las empresas estadounidenses para que busquen “alternativas” a trabajar en el gigante asiático, Wall Street se desplomó este viernes, con una caída del Dow Jones de Industriales, el principal indicador, de un 2,37 por ciento.

También el índice S&P cayó un 2,59 por ciento, 47,11, en tanto que el Nasdaq, donde cotizan los grupos tecnológicos más importantes, perdió un 3 por ciento en la jornada.

La guerra comercial con China, desencadenada por el agresivo proteccionismo de Trump desde su llegada al poder en enero de 2017, alcanzó su punto álgido en mayo con la imposición de un arancel del 25 por ciento a importaciones chinas por valor de $250,000 millones, casi la mitad del total.

A ello respondió Pekín con la aplicación de gravámenes similares a $110,000 millones en importaciones estadounidenses.

Con su guerra comercial, Trump se ha fijado la meta de equilibrar el intercambio comercial entre los dos países, ampliamente favorable a China, pero hasta ahora y pese a la imposición de aranceles, ha tenido poco o nulo resultado.

  Comentarios