Una madre alimenta a su hijo, que sufre de desnutrición, con una patata dulce en la ciudad de Amboasary, Madagascar. Según fuentes locales el sur del país sufre de hambre y calcula en 200.000 los afectados, 40.000 de ellos niños menores de cinco años. Madagascar es uno de los países más pobres del planeta.
Una madre alimenta a su hijo, que sufre de desnutrición, con una patata dulce en la ciudad de Amboasary, Madagascar. Según fuentes locales el sur del país sufre de hambre y calcula en 200.000 los afectados, 40.000 de ellos niños menores de cinco años. Madagascar es uno de los países más pobres del planeta. SHIRAAZ MOHAMED EFE
Una madre alimenta a su hijo, que sufre de desnutrición, con una patata dulce en la ciudad de Amboasary, Madagascar. Según fuentes locales el sur del país sufre de hambre y calcula en 200.000 los afectados, 40.000 de ellos niños menores de cinco años. Madagascar es uno de los países más pobres del planeta. SHIRAAZ MOHAMED EFE