Estados Unidos

Trump dice que será el candidato republicano

El multimillonario Donald Trump admitió que podría ser derrotado por sus rivales Ted Cruz o John Kasich en Wisconsin, pero que eso no importará al final
El multimillonario Donald Trump admitió que podría ser derrotado por sus rivales Ted Cruz o John Kasich en Wisconsin, pero que eso no importará al final AP

Donald Trump afirmó el domingo que cree que contará con los delegados suficientes para convertirse en el candidato presidencial republicano, incluso si pierde las primarias de Wisconsin el martes.

En una entrevista al programa de televisión Fox News Sunday, Trump reconoció que la semana pasada no fue su mejor momento de la campaña. Pasó gran parte de ella defendiéndose por comentarios que hizo previamente sobre el aborto, la OTAN y las armas nucleares de Japón y Corea del Sur.

El empresario dijo que siempre es mejor ganar y que quisiera terminar en primer sitio en Wisconsin. El multimillonario admitió que podría ser derrotado por sus rivales Ted Cruz o John Kasich en Wisconsin, pero que eso no importará al final: “Creo que llegaré allí de todos modos”, dijo en alusión a la nominación del partido.

La contienda republicana se ha visto caracterizada por un esfuerzo persistente por parte de los rivales de Trump en campaña y en el partido para llevar la lucha por la nominación presidencial a la convención partidaria de julio.

En medio de versiones de que el establishment republicano trata de bloquear al favorito, el presidente del partido Republicano, Reince Priebus, dijo que el proceso de nominación será claro, abierto y transparente. Las cámaras estarán “en cada paso del camino” de la convención, dijo al programa de ABC This Week.

Si la contienda por la candidatura no se resuelve después de todas las elecciones primarias, entonces “vamos a tener una convención de muchas votaciones”, en la que habrá más delegados en libertad de escoger a su candidato favorito en cada ronda.

Priebus insistió: “No se le podrá robar nada a nadie”.

En el bando demócrata, crece la lucha entre Hillary Clinton y Bernie Sanders, pero no se compara con la hostilidad que caracteriza la contienda republicana. Su atención se concentrará en las primarias de Nueva York el 19 de abril, donde Clinton espera evitar una sorpresa en el estado que representó como senadora.

Clinton dijo al programa Meet the Press de NBC que confía en que las dos campañas podrán fijar la fecha de un debate antes de esas primarias.

En los últimos días, Clinton ha tenido problemas con los señalamientos de Sanders de que la campaña de ella está recibiendo ayuda de empresas ligadas con los combustibles fósiles. En la entrevista a NBC, acusó a los ayudantes de Sanders de no hacer una investigación suficiente sobre la forma en la que ella se ha enfrentado a las compañías de petróleo y gas.

“No estábamos mintiendo”, insistió Sanders al programa State of the Union de CNN. “Estamos diciendo la verdad”.

  Comentarios