Finanzas

Muere presidente del Banco Santander y su hija asume el cargo

Emilio Botin, junto con el cuadro ‘La educación de la Virgen’, de Velázquez, que fue descubierto en el 2010 y que iba a ser presentado este miércoles.
Emilio Botin, junto con el cuadro ‘La educación de la Virgen’, de Velázquez, que fue descubierto en el 2010 y que iba a ser presentado este miércoles. EFE

Ana Patricia Botín, considerada una de las mujeres más influyentes del mundo, asumió el miércoles la presidencia del Banco Santander, la primera entidad de la eurozona y con una fuerte presencia en América Latina y el Reino Unido, el legado de su padre, Emilio Botín.

La hasta ahora consejera delegada de la filial del Santander en el Reino Unido, fue elegida “por unanimidad” por el Consejo de Administración de la entidad como presidenta, en sustitución de su padre, Emilio Botín, quien falleció anoche en Madrid a la edad de 79 años a consecuencia de un infarto.

El nombramiento de Ana Patricia Botín-Sanz de Sautuola y O'Shea, la mayor de los seis hijos de Emilio Botín, no ha sido una sorpresa, pues su nombre era el que más sonaba para reemplazar a su padre, para lo que también ha estado siempre enfocada su carrera profesional.

Con Emilio Botín se va toda una era de la banca española. Este hijo y nieto de banqueros consiguió la transformación del Banco Santander, tanto en España como en el ámbito internacional con una fuerte apuesta en América Latina, Europa y Estados Unidos.

Latinoamérica aporta el 51% del resultado total del grupo gracias a su negocio en Brasil, México, Chile, Argentina, Uruguay, Perú y Puerto Rico, donde suma más de 6,000 oficinas, con cerca de 91,000 empleados que atienden a más de 44 millones de clientes, según datos de la entidad.

La repentina muerte de Emilio Botín ha provocado numerosas reacciones en todo el mundo, desde financiero, empresarial, político y periodístico.

El rey Felipe VI elogió la “trayectoria” del banquero por ser el “protagonista” de la transformación de la entidad “en un banco global” y junto con su esposa, la reina Letizia y sus padres, los reyes Juan Carlos y Sofía, transmitieron sus condolencias a la familia de Emilio Botín.

Por su parte, el jefe del Gobierno español, Mariano Rajoy, declaró que el fallecido banquero ha sido “un gran embajador de la marca España”, mientras que el presidente de Telefónica, César Alierta, le calificó de “adelantado a su tiempo”y destacó que “supo ver antes que muchos la importancia de la globalización”.

“Una de las personas más poderosas de España de las últimas tres décadas”, según describió el miércoles el diario The Wall Street Journal a Emilio Botín, quien para muchos revolucionó la forma de hacer banca en España.

Pese a lo inesperado de su muerte, su relevo ha estado bien planeado y menos de 24 horas después su hija ya había asumido la presidencia del grupo.

  Comentarios