Finanzas

La inflación baja 0.3%

Los precios al consumidor cayeron ligeramente en noviembre gracias al abaratamiento del combustible.
Los precios al consumidor cayeron ligeramente en noviembre gracias al abaratamiento del combustible. Bloomberg

El índice de precios al consumo en el país cayó un 0.3% en noviembre, la mayor bajada mensual desde diciembre del 2008, y la inflación se situó en el 1.3% interanual, informó el miércoles el Departamento de Trabajo.

Los economistas habían pronosticado una bajada del índice del 0.1% para el mes pasado, después de que los precios se mantuvieran estables en octubre.

La bajada del índice en noviembre fue la mayor desde diciembre del 2008 y se debió fundamentalmente a que los precios de la energía disminuyeron por quinto mes consecutivo.

El mes pasado, el coste de la gasolina se redujo un 6.6%, de acuerdo con el informe del Gobierno.

“Una gasolina más barata ha sido algo positivo para los consumidores y, si se mantiene, debería alentar un mayor consumo de los hogares y apoyar el crecimiento en Estados Unidos”, afirmó Jim Baird, experto en inversiones de la firma Plante Moran Financial Advisors, en un comunicado.

Si se excluyen los precios de alimentos y energía, que son los más volátiles, la inflación subyacente en noviembre subió un 0.1% y la acumulada en los últimos 12 meses se situó en 1.7%.

La Reserva Federal (Fed), cuyo mandato incluye el fomento del pleno empleo y la estabilidad de precios, tiene marcada como meta inflacionaria a largo plazo un 2%.

De acuerdo con las actas de su reunión de octubre, varios miembros de la Reserva subrayaron que es necesario “mantenerse atentos a la evidencia de un posible cambio a la baja en las expectativas de inflación a largo plazo”.

La Fed inició ayer su última reunión del año, tras haber concluido en octubre su multimillonario programa de estímulo monetario y en medio de las expectativas de que ofrezca señales concretas sobre la subida de tipos de interés prevista para el 2015.

Al término de su reunión de dos días, el Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por su sigla en inglés) del banco central emitió un comunicado en el que no da pistas sobre la esperada subida, aunque eliminó su promesa anterior de mantener los tipos entre el 0% y el 0.25% “por un tiempo considerable”.

Algunos economistas consideran que los últimos datos de la caída de la inflación, por sí solos, no alterarán los planes que tenga la Reserva Federal para subir los tipos de interés, pues se espera que la reducción de los precios sea temporal.

El economista Paul Dales, de la firma Capital Economics, señaló el miércoles en un comunicado que “la Fed pondrá más énfasis” en el futuro en un eventual incremento de la inflación “vinculado a una economía más fuerte”.

Aunque los expertos prevén que la primera subida de tipos no se producirá hasta mediados del 2015, algunos observadores han apuntado que podría ocurrir antes de lo anticipado, si continúa la mejoría económica.

Los últimos datos macroeconómicos han mostrado que la primera economía mundial se expandió entre julio y septiembre a un ritmo anual del 3.9%, más de lo calculado inicialmente, tras haber registrado un crecimiento del 4.6% entre abril y junio.

Así, entre abril y septiembre la economía estadounidense tuvo su mayor semestre de expansión desde mediados del 2003.

El avance de la economía es “real”, enfatizó recientemente el presidente, Barack Obama.

Obama pidió también al Congreso que trabaje con su Gobierno para impulsar las exportaciones, las inversiones en infraestructuras, las reformas impositiva y migratoria, y un aumento del salario mínimo de todos los trabajadores del país.

  Comentarios