Mundo

Podemos exhibirá fuerza en España espoleado por el triunfo de Syriza

/

Podemos ha pasado de ser el sueño de un grupo de profesores universitarios de izquierda a un partido político con miras a gobernar España y este sábado quiere exhibir su fuerza en las calles adonde espera congregar a decenas de miles de personas en una manifestación.
Podemos ha pasado de ser el sueño de un grupo de profesores universitarios de izquierda a un partido político con miras a gobernar España y este sábado quiere exhibir su fuerza en las calles adonde espera congregar a decenas de miles de personas en una manifestación. AP

Podemos ha pasado de ser el sueño de un grupo de profesores universitarios de izquierda a un partido político con miras a gobernar España y que, estimulado por la victoria de Syriza en Grecia, quiere exhibir su fuerza en la calle y espera congregar a decenas de miles de personas en una manifestación este sábado en Madrid.

La bautizada como “Marcha del cambio” recorrerá el centro de la capital española, desde Cibeles hasta la Puerta del Sol. La misma plaza que tomó el movimiento de los indignados el 15 de mayo del 2011. La llama de aquel espíritu reivindicativo que quería resetear el sistema sigue viva en muchos de los seguidores de Podemos. Más de 260 autobuses se desplazarán a Madrid desde todos los puntos del país.

La movilización se prevé masiva.

“Lo que pretendemos tanto en esta manifestación como a lo largo de este año es que Podemos sea el instrumento del cambio”, manifestó Rita Maestre, miembro de la dirección de Podemos. “Nosotros convocamos la manifestación esperando que prenda la llama”.

El auge de Podemos ha sacudido el mapa político español, bastante estable desde la llegada de la democracia hace 40 años. El terremoto tiene varios damnificados, según todas las encuestas.

El partido que dirige Pablo Iglesias ha anulado a la coalición comunista Izquierda Unida y disputa el liderazgo de la izquierda al Partido Socialista.

Podemos siempre ha dicho mirarse en el espejo de Syriza. Pero Grecia y España viven circunstancias muy diferentes.

Pero la combinación de crisis económica, recetas de austeridad y algunos escándalos de corrupción en los partidos tradicionales han sido similares. El cóctel ha favorecido la irrupción de una nueva generación de políticos que dice rebelarse contra el statu quo del sistema. El eco, sobre todo entre la juventud, es espectacular.

“La victoria de Syriza demuestra que, frente a todos los discursos del miedo y del que no existen otras alternativas, las alternativas se imponen cuando la gente mayoritariamente y democráticamente lo dice”, explicó Maestre.

España afronta un año electoral clave. Hasta 15 de las 17 regiones del país irán a las urnas. Habrá elecciones municipales en mayo y presidenciales en noviembre o diciembre.

Según el público Centro de Investigaciones Sociológicas, Podemos es la segunda fuerza en intención de voto sólo por detrás del gobernante Partido Popular. Una encuesta del diario madrileño El País en enero le situaba como primer partido.

Los planetas están alineados para Podemos. Siete largos años de crisis han devastado la economía española. El desempleo juvenil, cercano al 50 por ciento, los recortes en Sanidad y otros servicios públicos se han sumado a sonados escándalos de corrupción en los grandes partidos y la monarquía, provocando una crisis institucional.

  Comentarios