Opinión

Los errores de los presidentes de Estados Unidos

Los presidentes estadounidenses, como cualquier ser humano, han tenido victorias y derrotas, logros y equivocaciones, pero aún en ambos existen errores.

Según el Politólogo Daniel Drezner, “admitir errores no genera beneficios políticos”. Basado en este precepto y en vista que los errores no son fácilmente admitidos mientras que los logros son vociferados, a continuación procederemos a señalar los que a nuestro juicio son los más sonados de los últimos presidentes norteamericanos.

Franklin D. Roosevelt, 1933-45: en su error conocido como el proyecto de Reforma Judicial de 1937, se sabe que pretendió dominar la Corte Suprema solicitando su ampliación para incorporar jueces afines a él.

Harry S. Truman, 1945-53: El lanzamiento de la bomba atómica en Hiroshima y Nagasaki que mató a 140,000 civiles y que aún hoy pasados más de 70 años, todavía mantiene su nefasta secuela. ¿Se puede considerar esto un error o algunos lo llamarían de otra forma?

Dwight D. Eisenhower, 1953-61: Eisenhower cometió el error de apoyar a Egipto e imponer sanciones económicas a Europa con el fin de no enemistarse con el mundo árabe. Ocurrió en 1956 durante la crisis del canal de Suez, cuando Gran Bretaña, Francia e Israel invadieron a Egipto.

John F. Kennedy, 1961-63: La fracasada invasión a Bahía de Cochinos en 1961 ha sido un costoso error que se puede medir en vidas humanas y pérdidas económicas. La invasiٗón conformada por exiliados cubanos contaba con el prometido e indispensable soporte de la fuerza aérea norteamericana que a última hora retiró su apoyo por instrucciones de Kennedy. Después de 61 años, el gobierno comunista de Cuba no ha cesado de desestabilizar varios gobiernos en América Latina.

Lyndon Johnson, 1963-69: La guerra de Vietnam fue autorizada por el Congreso de EEUU en 1964 gracias a una petición del Presidente Johnson. Este gravísimo error le costó la vida a 58,159 estadounidenses y al menos a un millón de vietnamitas en lo que se probó fue una inútil masacre ya que el gobierno comunista de Vietnam aún perdura aunque haya tenido que abrazar al capitalismo para sobrevivir.

Richard Nixon, 1969-74: Cuando el Presidente Nixon declara en rueda de prensa el 17 de noviembre de 1973 “no soy un delincuente”, se refería sin duda a su grave falla al instalar micrófonos ocultos en lo que se conoce como el escándalo de Watergate, que definitivamente lo llevarían a renunciar y de paso, a poner en entredicho la majestad del poder ejecutivo en EEUU.

Gerald Ford, 1974-77: El único Presidente que nunca ganó una elección, no mostró interés en hacer una buena campaña de reelección porque estaba más ocupado en sus próximos negocios privados. De hecho, ese error de procedimientos conllevó a que su partido perdiera la Casa Blanca.

Jimmy Carter, 1977-81: El error de Carter fue abrir las puertas al Ayatola Jomeini en Irán, cuando apoyó al Shá de entonces, Reza Pahlevi en octubre de 1979. Esto degeneró en que milicianos iraníes tomarán la embajada de EEUU en Teherán y terminaran por crear en su país un estado islámico.

Ronald Reagan, 1981-89: Reagan proporcionó armamento a los yihadistas de Afganistán para que atacaran a las tropas soviéticas. Aunque el propósito de acabar con el comunismo fuera loable, se convirtió en un error porque más tarde originó el régimen Talibán que tantas muertes causٗó.

George H. Bush, 1989-93: El error principal de Bush fue aumentar los impuestos cuando en sus promesas de campaña aseguró que no lo haría, tal como se recuerda en su discurso de entonces: “Read my lips, no more taxes”.

Bill Clinton, 1993-2001: Sin duda su error más sonado fue la acusación de haber sostenido relaciones sexuales con la becaria Mónica Lewinsky, algo que puso en peligro la estabilidad de la nación y una vez más, la credibilidad en el poder ejecutivo.

George W. Bush, 2001-09: El error catastrófico de Bush fue creer en la falsa existencia de armas de destrucción masiva en Irak para justificar su invasión, la cual terminaría por derrocar a Saddam Hussein. La guerra en el área drenó a tal nivel los recursos de EEUU que sumió a este en la peor crisis económica conocida desde el crash de 1929.

Barack Obama, 2009-17: Creer que liberando la economía en Cuba acabaría con el régimen comunista en la isla, tal vez fue su principal error. Aunque conceptualmente puede estar correcto, en la práctica sucedió lo mismo que en China y Vietnam cuando EEUU reestableció relaciones con ambos países. Esto no hizo sino apuntalar sus dictaduras comunistas y hacerlas perdurar hasta hoy en día.

Donald Trump, 2017-Present: El error mayúsculo del Presidente Trump es haber sacado a EEUU del acuerdo Transpacífico (TPP) que involucraba a 12 países y controlaba el 30% de la producción mundial, y donde se comerciaba en dólares. Ahora le deja las puertas abiertas a China, quién cada vez efectúa más transacciones en su moneda (yuan), en perjuicio de la estabilidad del dólar como signo monetario patrón.

Estos son a grandes rasgos los errores más conocidos de los presidentes estadounidenses. Unos más importantes que otros, pero al fin y al cabo, todos han incidido en el acontecer nacional y mundial.

Economista y periodista. Twitter: @DeYURRE.

  Comentarios