Opinión

ANDRÉS HERNÁNDEZ ALENDE: Una postura suicida frente al cambio climático

El presidente Barack Obama dijo el sábado 12 de diciembre que el acuerdo logrado en la cumbre sobre el cambio climático en París era un acuerdo “histórico”. Los 195 países que forjaron el pacto se comprometieron a fijar ambiciosos objetivos para reducir las emisiones de carbono.

No obstante, Obama reconoció que aun alcanzando las metas iniciales del pacto, todavía no se habrá concluido la tarea de bajar los niveles de carbono en la atmósfera a un nivel aceptable.

A diferencia del Protocolo de Kioto, sellado cuando Bill Clinton era presidente de los Estados Unidos, el acuerdo de París no es vinculante. Se teme que en el Congreso norteamericano no sea aprobado.

Aun cuando era obligatorio, el Protocolo de Kioto terminó en el fracaso, principalmente debido a que los Estados Unidos no ratificaron el convenio. George W. Bush, el sucesor de Clinton en la Casa Blanca, no aceptaba en los primeros tiempos de su mandato la teoría del cambio climático, para regocijo de los intereses petroleros. Y se negó a firmar el pacto de Kioto para no perjudicar las finanzas de las grandes empresas.

El Congreso, controlado por los republicanos, tampoco acepta que hay un cambio de clima, a pesar de las evidencias recogidas en estudios de miles de científicos y a pesar de que los estragos del calentamiento global ya son visibles. La mayoría de los republicanos de la Cámara de Representantes aprobó el viernes 11 de diciembre un proyecto de ley que impide agregar cláusulas sobre emisiones de gases de efecto invernadero en acuerdos comerciales. Vale notar que a ellos se unieron 24 demócratas.

O sea, que el Congreso de los Estados Unidos quiere dar vía libre a las empresas privadas para que sigan contaminando el planeta.

Muchos republicanos se obstinan, contra toda la evidencia científica, en negar que el calentamiento global se debe a la actividad humana. ¿Por qué esa terquedad suicida? ¿Por miopía ideológica? ¿Porque solo piensan en los negocios y no en la gente? ¿O su postura estará influida por el cabildeo y las cuantiosas donaciones de las corporaciones a las campañas políticas de los representantes?

Como dijo el representante demócrata Sander Levin, “el Partido Republicano de los Estados Unidos podría ser el único partido político del mundo que niega el cambio climático”.

¿Lo seguirán negando cuando el mar inunde las ciudades costeras y se trague muchas islas? ¿Lo seguirán negando cuando estemos con el agua al cuello?

Siga a Andrés Hernández Alende en Twitter: @Alende5

https://www.amazon.com/author/alende.novelas

  Comentarios