El presidente Nicolás Maduro parece imperturbable al estallar unos drones en Caracas, el 4 de agosto, mientras su esposa, Cilia Flores, mira hacia arriba con asombro.
El presidente Nicolás Maduro parece imperturbable al estallar unos drones en Caracas, el 4 de agosto, mientras su esposa, Cilia Flores, mira hacia arriba con asombro. AP
El presidente Nicolás Maduro parece imperturbable al estallar unos drones en Caracas, el 4 de agosto, mientras su esposa, Cilia Flores, mira hacia arriba con asombro. AP