Galería 305

Sinuplastia con balón, una alternativa a la cirugía tradicional

Ya es posible combatir las intensas migrañas que provoca la sinusitis crónica, una enfermedad que afecta a 35 millones de estadounidenses y cada vez a más hispanos. El procedimiento conocido como sinuplastia con balón o s inus balloon permite, en tan solo 24 horas y sin necesidad de pasar por un quirófano, corregir de manera eficiente este tipo de infecciones en las fosas nasales.

La sinuplastia con balón está considerada como una de las mejores alternativas a la cirugía tradicional. Julio Torres, especialista en otorrinolaringología en Hialeah y uno de los pioneros de este tratamiento en Miami, explica que “se denomina así porque se introduce un globo desinflado a través del orificio nasal, se infla para que se dilate el orificio nasal y luego se desinfla. En realidad estamos ensanchando algo que está estrecho. El huequito de los senos paranasales se convierte en cuatro o cinco veces más grande”.

Este tratamiento está adquiriendo popularidad debido a que “es poco invasivo porque en sí, no se corta tejido sino que utilizando los orificios naturales de los senos paranasales. Entramos y dilatamos los senos nasales obstruidos. Si hay alguna secreción, esta se aspira sin tener que cortar. Y todo con anestesia local”, aclara.

La sinusitis crónica se combate tradicionalmente con antibióticos, esteroides nasales y descongestionantes. La opción quirúrgica tradicional es la endoscopia, que requiere instrumentos de corte, anestesia general y una dolorosa recuperación de al menos una semana de duración.

Actualmente los especialistas desaconsejan para casos de sinusitis crónica una cirugía tradicional porque “este paciente no necesita tanta intervención total de los senos paranasales”.

El tratamiento de la sinuplastia con balón es ideal para quienes padecen una sinusitis crónica, cuyos síntomas son “obstrucción nasal, secreciones amarillentas o verdosas en la nariz, dolor de cabeza alrededor de la nariz, ojos y frente, pero no de forma severa, sino que los síntomas vuelven a aparecer cada tres o cuatro meses”, insiste el doctor Torres. “Es para el clásico paciente que ya ha ido al neurólogo y este no le encuentra nada. Le han diagnosticado migraña, pero el tratamiento para la migraña no le resuelve”.

Hasta el momento no se conocen efectos secundarios de consideración, ya que “por lo general no hay extracción de hueso o cortes de tejido delicado de las vías de drenaje. A menudo hay pocas molestias y sangrado. No conozco casos que se hayan complicado”, asegura el otorrinolaringólogo, quien aconseja que después de esta operación “no se debe soplar fuerte la nariz durante los primeros días y se deben realizar irrigaciones con agua salina”.

Todo el procedimiento dura aproximadamente 40 minutos. “Veinte para que la anestesia local haga efecto y el resto para la intervención en sí”, puntualiza. “Una de las grandes ventajas frente a los procedimientos tradicionales es que en 24 horas ya puedes volver a realizar las actividades cotidianas”.

Otra de las ventajas de la sinuplastia con balón es que no requiere hospitalización. Se puede realizar en una oficina de consulta médica adecuada con un otorrinolaringólogo especialista en cirugía de senos paranasales “sin perder días de trabajo por hospitalización y obteniendo los mismos resultados que si le hacen el sinus balloon en un hospital. Al día siguiente de la operación ya puedes ir a trabajar”, asegura el especialista.

Según el doctor Torres, que ha practicado más de 250 tratamientos en su clínica de Hialeah durante los últimos años, la incidencia en de la sinusitis en los latinos es “más bien alta. Diría que el 10 por ciento de la población latina padece esta infección, es decir, unos tres millones de latinoamericanos en Estados Unidos”.

No es un mito que una sinusitis mal curada puede provocar ceguera e, incluso, graves complicaciones en el cerebro debido a que “los senos paranasales están muy cerca del ojo y del cerebro. Ha habido casos en los que la sinusitis ha pasado al ojo y el paciente puede perder la visión. También, puede pasar al cerebro, provocando un absceso, convulsiones y muerte”, asevera Torres.

En la actualidad, la mayoría de los seguros médicos cubren el tratamiento de sinuplastia con balón ya que los costos son menos elevados que una hospitalización y este procedimiento ya no está en período de experimentación”.• 

El doctor Julio Torres Navedo, especialista en otorrinolaringología, tiene su consulta en Palmetto Eye and Laser Center en el 7100 W 20 Ave., Suite 701, Hialeah. Teléfono, (305) 557-4016.

  Comentarios