Asuntos Legales

Si tiene título universitario y quiere trabajar en EEUU, esta puede ser su oportunidad

El período de solicitud de visas H-1B comienza el 2 de abril de 2018 para las empresas estadounidenses que deseen contratar personal profesional extranjero durante el año fiscal 2019. Los preparativos para la solicitud deben comenzar desde ahora, advierten los especialistas.
El período de solicitud de visas H-1B comienza el 2 de abril de 2018 para las empresas estadounidenses que deseen contratar personal profesional extranjero durante el año fiscal 2019. Los preparativos para la solicitud deben comenzar desde ahora, advierten los especialistas. Getty Images/iStockphoto

Se encuentran entre las visas más codiciadas por los profesionales y las empresas, y son las que más rápido se agotan por su enorme demanda y limitada oferta para cubrir las necesidades del mercado laboral en Estados Unidos.

Son también las visas en la mirilla del presidente Donald Trump tras anunciar su doctrina proteccionista “compra americano, contrata americano”. Aun así, las 65,000 visas H-1B para profesionales extranjeros con trabajos especializados correspondientes al año fiscal 2019 se adjudicarán a partir del próximo 2 de abril.

Y la ventanilla del plazo para presentar las peticiones es muy corta, por lo que los trámites jurídicos del caso deben iniciarse lo antes posible, advierten los abogados de inmigración.


Los profesionales extranjeros que aspiran a trabajar legalmente en Estados Unidos primero necesitan un empleador dispuesto a patrocinar sus visados. Por su parte, las empresas deben identificar qué trabajadores actuales o futuros necesitarán contratar con visas H1-B.

El programa también contempla la adjudicación de 20,000 visas adicionales para extranjeros graduados con títulos de postgrado en universidades estadounidenses.

Dentro de las innumerables alternativas de visa que otorga Estados Unidos, la visa E2 se ha convertido en una de las opciones más viable para los pequeños y medianos empresarios que desean abrir una empresa y radicarse en este país.

Los expertos recomiendan dar inicio al proceso de preparación de la solicitud temprano, pues en el pasado, debido a la demanda, “la limitación se ha alcanzado incluso la primera semana de abril, lo que requiere que se realice una lotería preliminar para seleccionar las peticiones a adjudicar dentro de la limitación numérica establecida por ley”, explicó la abogada de inmigración empresarial Adriana Kostencki.


El año pasado se presentaron más de 220,000 solicitudes.

Entre los requisitos generales de la Oficina de Servicios de Inmigración y Ciudadanía (USCIS) para esta categoría de visa, el candidato debe poseer un diploma universitario de pregrado o postgrado, mientras que el trabajo al que aspira únicamente puede ser desempeñado por una persona con un título debido a su complejidad o especialización.

No obstante, una orden ejecutiva identificada con la consigna “compra americano, contrata americano”, firmada por Trump el año pasado endureció los criterios de elegibilidad y los controles en el otorgamiento de visados H1-B, uno de los más populares para traer talento altamente cualificado en sectores con escasa oferta de empleados calificados.

Los críticos del sistema migratorio señalan que este tipo de permiso ha sido sujeto de abuso, dado que, según su argumento, promueve la importación de mano de obra barata a costa de los profesionales estadounidenses.

Más noticias y consejos de inmigración en AccesoMiami.com

Los abogados de inmigración han constatado el impacto de las nuevas directrices para conceder permisos de trabajo a especialistas en campos como la informática, finanzas, medicina, ingeniería, matemáticas, artes y educación.

Kostencki citó el caso de un desarrollador de software a quien le fue denegada la visa por graduarse en informática. “Inmigración dijo que una persona que posee un título en Matemáticas también pudiera calificar, y como habían varios títulos que calificaban, el trabajo no era especializado”, señaló la presidenta de la Asociación Venezolana-Americana de Abogados (VENAMBAR).

“Esto es incorrecto, la aplicación de la ley la están tomando desde un punto de vista más restrictivo”, afirmó, al destacar que los funcionarios también han empezado a cuestionar los salarios en cargos de principiantes.


La experta recomienda a los aspirantes conseguir un empleador dispuesto a contratarlos, ya que son estos los responsables de hacer la petición y pagar por el proceso, el cual permite a los cónyuges e hijos de los titulares del visado permanecer legalmente en Estados Unidos y, a largo plazo, puede pavimentar un camino hacia la residencia permanente.

Y a las empresas les recuerda “que antes de la presentación de la solicitud en abril, se necesita cumplir con varias etapas preliminares, entre ellas, la presentación de la Aplicación de Condiciones Laborales (LCA) la cual puede tomar hasta siete días hábiles con el Departamento del Trabajo”.

Siga a Daniel Shoer Roth en Twitter @DanielShoerRoth y lea más sobre asuntos legales e inmigración en Acceso Miami.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios