Cuba

Muere otro galeno cubano de la misión Mais Medicos en Brasil

Facebook

El médico cubano Ramón Domínguez Rivera, originario de la provincia de Pinar del Río, quien se encontraba cumpliendo misión en Brasil, murió el 16 de agosto, según informó su Brigada Médica.

Domínguez Rivera trabajaba en Melgaço, estado de Pará. Su cuerpo fue encontrado a los tres días de su desaparición, según la prensa local. Uno de los responsables de Mais Medicos, Lizander Rubio, dijo en Facebook que la causa de la muerte podría ser “una afección cardiovascular.”

Algunos colegas de Domínguez Rivera expresaron en las redes sociales su dolor por la pérdida del galeno. Guillermo Fernández Maqueira recalcó la generosidad del fallecido. “Sé que muchos te recordaremos. Los que compartimos un poco de comida contigo; los que compartimos la ropa y los zapatos en el cuarto para salir con la novia en la noche”, escribió.

Según los datos recopilados por 14ymedio, se trata del quinto médico cubano muerto en los últimos cuatro meses en la misión desplegada en Brasil. En abril, el guantanamero Adrián Reyes Valverde pereció en un accidente de motocicleta en el municipio de Babaçulândia. Unos días después pereció en el accidente aéreo del vuelo de Cubana de Aviación del pasado mayo en La Habana, el galeno Jorge Alberto Borrego.


Luis Alberto Martínez Vila, de 29 años, murió el pasado mes en un accidente automovilístico cerca de la ciudad de Redenção, en el estado de Pará, y Yanier Samón De Hombre, de 32 años, pereció tras fuertes dolores abdominales hace dos semanas. Los medios oficiales rara vez reportan la muerte de alguno de los cooperantes cubanos en el extranjero.

Más de 18.000 médicos cubanos han pasado por Brasil desde que en 2013 ambos Gobiernos crearon el programa Mais Medicos para incrementar la presencia de personal de salud en municipios y áreas rurales. Tras el juicio político a Rousseff, el número de médicos cubanos en el programa ha descendido. No obstante, la cifra supera los 8.000.

Brasil paga a La Habana alrededor de $3,600 mensuales por cada médico, que recibe solo 900 dólares del Gobierno cubano. Los profesionales cubanos o sus familiares no reciben indemnización en caso de accidentes o muerte en el trabajo.


La exportación de servicios médicos es una de las principales fuentes de ingresos para el Gobierno de la Isla, que mantiene decenas de miles de profesionales de la salud desplegados en más de 60 países, por los que obtiene anualmente más de 11.500 millones de dólares según cifras oficiales. Activistas de derechos humanos han criticado esa fórmula de trabajo calificandola como una forma de “esclavitud moderna”.

Siga a Mario J. Pentón a través de Facebook, Twitter o mantenganse al tanto de las noticias desde Cuba enviando un mensaje de WhatsApp al número +1 786 814 9180.
  Comentarios