Venezuela

Asamblea Nacional de Venezuela enredada con la espinosa tarea de asumir la presidencia

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela está dispuesto a asumir la presidencia

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó, continúa demorando la asunción de la presidencia de su país, pero se mostró dispuesto a hacerlo durante un acto celebrado en Caracas el 11 de enero de 2019.
Up Next
El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó, continúa demorando la asunción de la presidencia de su país, pero se mostró dispuesto a hacerlo durante un acto celebrado en Caracas el 11 de enero de 2019.

La comunidad internacional quiere que lo haga al igual que la mayoría de venezolanos e incluso él ha dicho que está dispuesto a hacerlo, pero el presidente de la Asamblea Nacional (AN), Juan Guaidó, continúa demorando la asunción de la presidencia de Venezuela, dejando entrever que quiere obtener primero el apoyo militar antes de lanzarse al vacío.

En el segunda comparecencia pública desde que la juramentación para un segundo período del gobernante Nicolás Maduro fue declarada ilegítima, Guaidó manifestó su disposición de asumir las “competencias de la encargaduría” de la presidencia de la República, reconociendo que el paso es requerido por la Constitución.

Pero el joven diputado de Voluntad Popular se abstuvo el viernes de dar el esperado paso decepcionando a muchos que esperaban que lo hiciera durante el “Cabildo Abierto” convocado para el viernes por el propio parlamento.

En su discurso, Guaidó dejó a entender que todavía las condiciones no están dadas para tomar el arriesgado paso que amenaza con desastar la furia del régimen bolivariano de Caracas.

“Debe ser el pueblo de Venezuela, las Fuerzas Armadas, la comunidad internacional que nos lleve a asumir claramente el mandato que no vamos a escurrir, que vamos a ejercer”, dijo el diputado ante miles de personas congregadas.

Las señales brindadas por Guaidó de que estaría dispuesto a ser juramentado como presidente interino de Venezuela de inmediato recibió el espaldarazo del Secretario General de la Organización de Estados Americanos, Luis Almagro.

“Saludamos la asunción de Guaidó como presidente interino de Venezuela” […] “tiene nuestro apoyo, el de la comunidad internacional y del pueblo de Venezuela“, manifestó Almagro a través de su cuenta de Twitter.

Pero el diputado no llegó a juramentarse como presidente interino de Venezuela, lo que primero requeriría que Guaidó renuncie a la Asamblea Nacional.

Pese a que obviamente sería desconocido por Maduro, quien asegura es el presidente legítimo de Venezuela, el paso podría facilitar una serie acciones ante la comunidad internacional que podrían amenazar la posición del régimen, incluyendo el control sobre los activos del país en el exterior.

El régimen de Maduro, por su parte, desde ya ha dado señales de estar dispuesto a cerrar la Asamblea Nacional y encarcelar a todo opositor dispuesto a respaldar el llamado formulado por varios de los más influyentes países de América Latina, agrupados en el denominado Grupo de Lima, de que Maduro entregue la presidencia a la Asamblea Nacional.

Un pronunciamiento parecido fue emitido el jueves por la OEA, cuyos países miembros aprobaron una resolución que desconoce la legitimidad de la segunda presidencia del líder bolivariano.

Al grito de “Maduro dictador“ y “Guaidó presidente” varios miles de opositores se concentraron frente a las oficinas del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, en el este de Caracas, para participar en el “cabildo abierto“ convocado por la Asamblea Nacional.

Durante la concentración con opositores del viernes, Guaidó hizo un llamado a las fuerzas armadas para que no reconozcan a Maduro como presidente. “Hay alguien que rompió la cadena de mando y ustedes lo saben”, dijo.

Pero el diputado insistió en que el camino hacia la transición aún requiere de una serie de pasos.

“Las cosas en Venezuela van a cambiar con el proceso que se comenzó a gestar desde ayer luego de que quedara un vacío en el poder ante la usurpación de Nicolás Maduro en el cargo de Presidente para un nuevo período de seis años, y por tanto el Parlamento asumirá las competencias del Ejecutivo tal como lo establece la Constitución”, dijo el diputado.

“Asumo el deber impuesto por la Constitución y el artículo 333 que obliga a todos los venezolanos, investidos o no de autoridad, a luchar para la restitución del orden constitucional”, agregó.

El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) en el exilio, reconocido por la comunidad internacional como la máxima corte de Venezuela, envió el viernes una carta al presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, exhortándole a que asuma la presidencia de la República.

“Frente a la crisis institucional me dirijo a usted como máximo representante del poder judicial, (…) para exhortarle una vez más, a no seguir prolongando el cumplimiento del deber contenido en el artículo 233 de nuestro texto constitucional, en consecuencia, asuma usted como presidente de la Asamblea Nacional la jefatura del Estado Venezolano y por consiguiente las atribuciones propias del Comandante en Jefe de la Fuerza Armada Nacional”, redactó el presidente del TSJ, Miguel Ángel Martín, en la misiva.

“Esto es lo que nos exige el pueblo de Venezuela, la Constitución Nacional y es lo que nos demanda la historia en camino a la democracia y la libertad”, agregó Martín.

El llamado fue realizado después que la Asamblea Nacional declaró que Maduro no ocupa legítimamente el cargo, pronunciamiento que es acompañado por la Organización de Estados Americanos y por los gobiernos de varios países de América Latina, además de Europa, Canadá y Estados Unidos.

Este artículo fue complementado con los servicios cablegráficos de el Nuevo Herald.

  Comentarios