Venezuela

CIDH instala mecanismo especial para Venezuela por ‘creciente agravamiento’ de los derechos humanos

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) anunció la instalación del Mecanismo Especial de Seguimiento para Venezuela (MESEVE), debido a lo que calificó como el “persistente y creciente agravamiento” de la situación de los derechos humanos en ese país sudamericano.

La presidenta de la CIDH, Esmeralda de Troitiño, explicó este lunes que el MESEVE fue creado con el objetivo de fortalecer las labores realizadas por la Comisión, especialmente con respecto a la protección y al monitoreo de la situación de derechos humanos y el seguimiento al cumplimiento de las recomendaciones hechas al Estado venezolano.

El MESEVE se ocupará de dar seguimiento al contexto para evaluar las solicitudes de medidas cautelares y dar seguimiento a aquellas otorgadas; priorizar las peticiones recibidas, así como la elaboración de informes sobre admisibilidad y fondo, y el litigio de casos ante la Corte Interamericana.

También monitoreará la situación de los derechos humanos en el país a través de sus distintos mecanismos, vigilará la situación de los migrantes venezolanos en varios países de Latinoamérica y documentará las violaciones a los derechos humanos de manera sistemática, entre otras funciones.

El comisionado relator para Venezuela, Francisco Eguiguren dijo que “en el marco del MESEVE, entre otras acciones, la Comisión elaborará dos informes: uno sobre la situación de derechos humanos en el país y otro sobre la migración forzada de venezolanos”.

El secretario ejecutivo de la CIDH, Paulo Abrão, detalló que para cumplir con sus funciones, el MESEVE colaborará con diferentes actores, principalmente las víctimas y sus familiares, las organizaciones de sociedad civil, la OEA, los órganos del sistema de derechos humanos de Naciones Unidas, los Estados, las universidades y otros organismos dedicados a la promoción y defensa de los derechos humanos en Venezuela.

La CIDH informó que ha dado seguimiento cercano a la situación en Venezuela desde el 2002, cuando realizó una visita a ese país. En 2003 y 2009, fueron emitidos informes en los que expresó su “preocupación por el deterioro progresivo de la situación de derechos humanos y de la institucionalidad democrática”.

En el 2005, incluyó a Venezuela dentro de los países con una situación de derechos humanos más preocupantes de la región, en el capítulo cuarto de su informe anual.

A partir del agravamiento de la crisis en 2016, la CIDH intensificó sus labores de monitoreo en el país. Desde entonces, ha enviado 15 cartas de solicitud de información al Estado, un incremento de 25 por ciento respecto al promedio del periodo 2002-2015 y emitido 69 comunicados de prensa (25 en lo que va del 2019), expresando grave preocupación por la situación en el país.

En el 2017 luego de una “evaluación integral respecto a la grave crisis política, económica y social que el país atraviesa”, y en atención a la solicitud de la sociedad civil, la CIDH decidió elaborar su tercer informe sobre Venezuela.

El informe “Institucionalidad democrática, estado de derecho y derechos humanos en Venezuela” documentó ampliamente y con detalle la situación del país y analizó el impacto que ha tenido el “profundo debilitamiento de la institucionalidad democrática sobre la vigencia de los derechos humanos de la población venezolana, así como el alarmante incremento de la represión, torturas, muertes por agentes del Estado, prisión por motivos políticos, violencia e inseguridad ciudadana, entre otras”.

La CIDH decidió asimismo enviar ocho casos a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (cuatro en 2019), “casi duplicando el promedio anual del periodo anterior” y desde el 2016 otorgó 42 medidas cautelares, más que en todo el periodo del 2002 al 2015; y en 2019, ha otorgado 19 medidas cautelares.

Estas medidas representan el esfuerzo integrado y coordinado de la Comisión, a partir de sus diferentes mandatos, para responder a las situaciones más graves de la crisis de derechos humanos en el país.

En atención a la situación, la CIDH otorgó un alto número de audiencias públicas sobre la situación de derechos humanos, las medidas cautelares y casos de Venezuela, aumentando en un 40 por ciento al año y celebrado 36 audiencias desde el 2016.

Periodista y editora con especialización en América Latina, judicial, negocios y temas locales relacionados con la comunidad latinoamericana. Gran parte de su carrera la desarrolló en agencias internacionales de noticias. Su trabajo de investigación “Emigrar a la muerte: Venezolanas asesinadas en Latinoamérica” recibió los premios 2019 FSNE y SPJ Sunshine State.
  Comentarios