Cartas

Jóvenes defraudados por los súper delegados

Los demócratas y republicanos tienen formas diferentes para elegir a su candidato. Los demócratas tienen súper delegados que pueden votar por el candidato que más le convenga a su partido e independientemente de los votos que haya obtenido el candidato. Los republicanos dividen el voto electoral acorde a los votos obtenidos para cada candidato por estado.

Los demócratas diseñaron planes para que el senador Bernie Sanders no pudiera ganar las primarias. Como los súper delegados se pusieron de acuerdo para votar por Hillary, Sanders jamás hubiese podido ganar aunque tuviera un número mayor de votos. Es por eso que sus simpatizantes se sienten defraudados porque su voto nunca iba a contar. ¿Es democráticamente correcta la función de los súper delegados?

La cantidad de jóvenes que sin poder le enviaron sus ahorros a Sanders, nunca pensaron que su dinero no contaría para que su candidato triunfara. ¿Este fraude a los jóvenes, que son canteras del futuro, beneficia a los demócratas?

Aunque no comparto la ideología de Sanders, reconozco que es un hombre que expresa lo que siente. Igualmente pensaron los jóvenes que votaron por él. Mientras que Hillary no expresa lo que siente, y hace lo que no debe hacer.

Juan A. Molerio

Miami

  Comentarios