Béisbol

Pacto Cuba-Grandes Ligas, la maquinaria comienza a moverse en marzo

Cuba y Grandes Ligas alcanzan acuerdo para permitir flujo legal de peloteros

Después de seis décadas de distanciamiento y tirantez, las Grandes Ligas y Cuba alcanzaron un acuerdo para permitir el flujo legal y ordenado de jugadores de la isla al mejor béisbol del mundo.
Up Next
Después de seis décadas de distanciamiento y tirantez, las Grandes Ligas y Cuba alcanzaron un acuerdo para permitir el flujo legal y ordenado de jugadores de la isla al mejor béisbol del mundo.

Tras el anuncio del pacto, viene ahora la implementación del acuerdo. Si muchos se sorprendieron con las negociaciones reveladas el 19 de diciembre, ahora las fechas importantes a seguir estarán en los meses de marzo y julio.

Higinio Vélez, presidente de la Federación Cubana de Béisbol, apuntó en el programa La Mesa Redonda que la isla entregará en marzo la primera lista de peloteros que serán puestos a consideración de las Mayores para su posible contratación.

“La Federación Cubana (FCB) tiene que entregar en marzo a la MLB una relación de todos los jugadores que no son profesionales, que no han jugado seis Series Nacionales en Cuba y no han cumplido los 25 años’’, indicó Vélez, quien también fuera managers de equipos orientales y nacionales.

Cuando se estructuró el pacto, los jugadores cubanos fueron estacionados en dos categorías: los “amateurs’’ que reúnen las condiciones mencionadas por Vélez y los “profesionales’’ –un adjetivo que siempre se ocultó en el país-, o sea, aquellos de 25 años o más con seis o más torneos domésticos de experiencia.

Estos peloteros “profesionales’’ podrán ser contratados a partir de julio, cuando Cuba le entregue a las Grandes Ligas un listado de quienes cumplen con esos requisitos.

La diferencia entre ambos grupos es que los “amateurs’’ serían cedidos siempre y cuando Cuba lo autorice, mientras que los “profesionales’’ no tendrían que necesitar ningún tipo de permiso, solo el pago por la liberación, aproximadamente un 25 por ciento del monto del total del contrato.

Ese impuesto llamado “tasa de liberación o derecho de formación’’ no saldría del pacto del pelotero sino de un pago que abonaría el club que lo firme, tal y como sucede en otros sistemas de ofrecimiento de talentos a las Mayores.

Aunque todavía no se han dado a conocer los parámetros de trabajo dentro de la isla por parte de la Oficina del Comisionado del Béisbol, Vélez recalcó que los cazatalentos de las 30 organizaciones tienen luz verde para buscar jugadores dentro de Cuba.

“Todavía nosotros estamos esperando que nos indiquen qué debemos hacer’’, expresó recientemente un empleado de una franquicia de Grandes Ligas. “Imagino que eso venga en los próximos días’’.

  Comentarios