NBA

LeBron monta un show en Miami y ajusticia a su antiguo equipo

El astro de los Lakers LeBron James (der.) tira al aro ante la marca de Justise Winslow, del Heat, en el primer cuarto del partido celebrado el domingo 18 de noviembre de 2018 en Miami.
El astro de los Lakers LeBron James (der.) tira al aro ante la marca de Justise Winslow, del Heat, en el primer cuarto del partido celebrado el domingo 18 de noviembre de 2018 en Miami. dsantiago@miamiherald.com

El partido de este domingo en el American Airlines Arena no fue un encuentro normal.

LeBron James regresaba a Miami por primera vez con la camiseta de los Lakers, varias cuentas pendientes... y no defraudó. El astro de Los Angeles mostró todo su repertorio montando un show para la historia.

“Él esperaba ser el mejor en la cancha”, dijo su entrenador Luke Walton.

Esta vez la guerra avisada mató soldados. James terminó con 51 puntos, pero le bastó los 19 del primer cuarto para impulsar a los Lakers a llevarse el triunfo 113-97 y de este modo vengarse de las últimas siete derrotas anteriores ante el Heat en el AAA.

“No hay nada que hacer cuando anota los triples como hizo”, indicó el entrenador de Miami sobre James. “Eso cambia la ecuación un poco, pero pudimos haber sido más agresivos para evitar que el balón llegase a sus manos”.

De este modo Miami (6-10) pierde su cuarto juego consecutivo en casa y los Lakers (9-7) obtienen su cuarto triunfo en la carretera.

LeBron, aclamado en cada canasta, anotó 19 de los 34 puntos de los Lakers en el primer cuarto, casi los mismos que el Heat 21. Encestó ocho de 10 (3-4 en triples) para superar a Miami que a la mitad del parcial empataba 13-13.

“Siempre es un factor de respeto y amor para la gente de Miami”, declaró James.

En el segundo continuó el show de James, que sacando su repertorio de clavadas llegaba a 28 puntos y ayudaba a que Los Angeles a que terminaran arriba 67-52, después de que el Heat había conseguido reducir a siete una diferencia de 18 puntos.

En el tercero LeBron, con su quinto triple, aumentó a 21 puntos la diferencia y llegaba a 42, poco antes de finalizar el cuarto que finalizaba con ventaja para los Lakers de 92-76.

En el último cuarto James no se sentó como en Orlando, sino que entró para sofocar la rebelión de Miami. Faltando 6:31 Josh Richardson fue expulsado tras lanzar una de sus zapatillas a la grada frustrado por una falta cantada sobre James que entendió que no cometió.


“No quiero hablar de eso, fueron una serie de eventos, pero puedo controlarlo”, comentó Richardson. “Realmente no estaba pensado sobre eso, solo lo frustrado que estaba. No puedo dejar que eso pase”.

Luego de sufrir dos faltas técnicas el Heat se acercó a ocho unidades faltado 4:17 en el reloj pero, como en casi todo el partido, le faltó rematar la faena y los Lakers terminaron por llevarse una merecida victoria con un tremendo triple de James, que al terminar el encuentro se fundía en un abrazo con Udonis Haslem.

Por Miami el mejor fue Wayne Ellington, sustituto de Goran Dragic (lesionado), que con cinco triples terminó con 19 puntos. Le siguieron Richardson y Tyler Johnson con 17, Rodney McGruder con 14 y James Johnson con ocho en su debut esta temporada.

Por Los Angeles, además de LeBron (19-31 y 6 triples) , destacaron Kentavious Caldwell-Pope con 19, Kyle Kuzma con 15 y Brandon Ingram con 13.

Miami no estuvo mal, e incluso jugó muy bien los últimos tres cuartos, pero el no poder detener a LeBron le pasó factura.

Siga a Pedro González en Twitter: @PedroJulio59

  Comentarios