NBA

Riley tiene varios frentes abiertos para reforzar el equipo pero ahora solo le preocupa uno

Mientras los playoffs se acercan a su gran final con los Warriors esperando por el ganador entre Raptors y Bucks, el Heat trabaja a marcha forzada con vista a hacer la mejor elección en el Draft 2019 el próximo 20 de junio.

El equipo de Miami se reunió la semana pasada con varios prospectos, en el “Draft Combine” de la NBA, como Carsen Edwards, Grant Williams, Bruno Fernando, Naz Reid e Ignas Brazdeikis, pero fueron el delantero de Tennessee Williams, y el armador de Purdue Edwards los que causaron mejor impresión.


El Heat tiene el puesto 13 para hacer su selección, pero después de ver que estos jugadores no están proyectados en los 15 primeros lugares, muy bien podría cambiarla por dos puestos, uno más alejado y otro de segunda ronda, donde este año no tiene selección.

Al presidente del equipo, Pat Riley, quien reiteró que permanecerá con el Heat incluso si los Lakers lo persiguen, le gusta Williams (6.8’) como reemplazo natural de Udonis Haslem.

Es un jugador con un buen tiro de tres y está proyectado para un puesto cercano al número 20. También le gusta Edwards (6.0’), quien tiene un buen disparo, pero es muy bajito y eso compromete su juego a la hora de defender.

Por otra parte, si se consigue cambiar a Hassan Whitesite podría llegar el centro de Oregón Bol Bol (7.2’), aunque su fichaje se desaconseja por no tener mucha habilidad, contar con poca envergadura y ser bastante propenso a lesionase.

Igualmente el centro Bam Adebayo quiere seguir mejorando y ganarle la partida a Whiteside como titular del Heat. Para ello ya ha puesto manos a la obra y ha llamado a Chris Bosh para que le ayude a progresar.

En su segundo año Adebayo promedió 8.9 puntos, 7.3 rebotes y 2.2 asistencias en 23.3 minutos por partido y necesita mejorar estos números para la venidera temporada y Bosh pudiera ser el mejor de los maestros.


Miami (6.8’) también podría elegir en el puesto 13 al delantero de Kentucky P.J. Washington, quien tiene ADN del Heat, aunque tiene varios puntos que mejorar.

Tal vez el que más necesita el Heat es al escolta de USC, Kevin Porter Jr. (6.6’), un jugador ofensivo con un gran tiro de tres puntos y capacidad de anotar desde todos los ángulos.

El único problema es que otro equipo de los 12 primeros prefiera tomarlo antes, pues si bien la NBA lo tiene en el puesto 32, tal vez por sus problemas de disciplina, nada dice que otra franquicia pueda estar interesada en uno de los mejores tiradores de su clase.

Con este panorama es que se enfrenta Riley para hacer la mejor elección posible a menos de un mes para el draft.

Pedro González es un experimentado reportero que hace 15 años cubre al Heat de Miami, la NBA, el Open de Miami, el judo y todo el fútbol, tanto local como internacional.
  Comentarios