Entretenimiento

Lupita Ferrer desnuda su alma en escena y expresa su repudio al régimen de Maduro

No es fácil desnudar el alma en la escena, pero con tal complacer a sus seguidores, Lupita Ferrer no tiene reparos en hacerlo. A partir del miércoles 16 de octubre la reconocida actriz venezolana se presentará en el Paseo Wynwood con Drama Queen, un unipersonal escrito por Carlos Pérez y el director Abraham Pulido, donde hará un recorrido por los momentos más relevantes de su carrera y algunos pasajes de su vida desconocidos por el gran público.

A lo largo de la trama, la legendaria intérprete de las telenovelas La zulianita, Esmeralda, Cristal y Mariana de la noche, recordará sus inicios en la actuación, hace cinco décadas, y cómo logró convertirse en una de las heroínas favoritas de las historias románticas en el competitivo universo de la televisión.

A lo largo de la trama, la artista interpretará escenas de Medea, Otelo y Doña Rosita la soltera, uno de sus desafíos sobre el escenario.

También disertará sobre la técnica de los besos, y como logró aplacar los celos enfermizos de una de sus parejas para que la dejara actuar en paz.

“Regresar a las tablas representa un gran reto para mí. Si bien he protagonizado muchas obras a lo largo de mi carrera, el hecho de hacerlo por primera vez en Miami adquiere una importancia especial por tratarse de una plaza que en los últimos años se ha convertido en un referente del teatro hispano en Estados Unidos”, expresó la actriz a el Nuevo Herald desde su casa de Bay Harbor. “A nivel personal me motivó que la trama aborde la situación de muchas actrices que en su afán por alcanzar la fama, renunciaron a tener hijos, tal como me ocurrió, aunque en mi caso no me convertí en una mujer amargada”.


Ferrer confesó que desde hacía tiempo venía plasmando sus recuerdos en el papel, pero al escuchar la propuesta de Pulido de escenificarlos, pensó que servirían de adelanto a un libro de memorias que publicará “algún día”.

Entre otros pasajes, la actriz alude a sus experiencias junto a Mario Moreno ‘Cantinflas’ y Anthony Quinn en las películas Un Quijote sin mancha y Los hijos de Sánchez, respectivamente, y a sus encuentros con el famoso maestro Lee Strasberg, fundador del Actors Studio, quien le reveló los secretos para lograr una buena interpretación.

lupita-ferrer0-Con Maroo Moreno.jpg
Lupita Ferrer alternó con Mario Moreno ‘Cantinflas’ en la película ‘Un Quijote sin mancha’. Cortesía L. Ferrer

La trayectoria de Lupita incluye 33 telenovelas, 17 películas, dos series de televisión y varios trabajos para el teatro. Ha obtenido los Premios TVyNovelas México, Premios ACE y Premios People en Español, entre un sinnúmero de reconocimientos.

“De mi paso por la televisión de mi país hablaré de las telenovelas que hicieron época, como Cristal, que se convirtió en un fenómeno social en España y le abrió un camino a las producciones latinoamericanas en Europa. Luego dedicaré unos minutos al actor José Bardina, el galán de mis producciones más exitosas, y a los personajes que me dejaron huellas”, anticipó la artista, que reservó una escena para manifestar su “grito de dolor” ante la tragedia que atraviesa el pueblo venezolano.

Con Jose Bardina.jpg
En ‘Drama Queen’ Lupita Ferrer dedicará unos minutos a recordar a José Bardina, su galán en varias telenovelas venezolanas. Cortesía L. Ferrer

“En esta obra tengo la oportunidad de expresar mi repudio por el régimen de Venezuela, que ha sumido en el hambre y la miseria a todos mis hermanos, en especial a aquellas mujeres que tienen que emigrar a otro países para poder alimentar a sus hijos”, dijo.

Al referirse al calificativo de “diva” la actriz aclaró que sus seguidores comenzaron a tratarla así, tal vez por su fructífera carrera o por su “longevidad”. Pero advirtió que no se considera “una Greta Garbo, que esquivaba a la gente”, ya que a ella le gusta salir a divertirse con sus amigos y conversar con el público cuando la reconocen en la calle.

A propósito del paso del tiempo, un enemigo para muchas actrices que se ven desplazadas de la industria del entretenimiento en cuanto pasan sus años mozos, Ferrer confesó que pudo hacer la transición de los papeles de damita joven a los de mujer madura “de manera muy fluida” gracias a que conserva una imagen fresca y siempre está dispuesta interpretar “a la mamá” de la historia.


“Lo cierto es que nunca me han faltado oportunidades” afirmó la estrella, quien añora las tramas románticas en las pantallas.

Lupita.jpg
Gracias a su talento y su belleza Lupita Ferrer conquistó a millones de televidentes durante la época de oro de las telenovelas venezolanas. Cortesía L. Ferrer

“La telenovela ha desaparecido como tal, las tramas se repiten con mucha frecuenta. A los escritores buenos no se les da la oportunidad necesaria y todo eso ha deteriorado el género. En mi época era diferente, había una Delia Fiallo que hacía historias maravillosas, al igual que un José Ignacio Cabrujas y un César Miguel Rondón, por solo mencionar algunos. Pienso que a los argumentos de ahora les falta contenido humano”, señaló.

“Siempre me han apasionado las contradicciones del mundo del actor. Y en el caso de Lupita Ferrer, pienso que su estatus de diva de alguna había atentado contra su propia felicidad”, expresó el director Abraham Pulido, que vio en la historia de la actriz “una mina de oro” a nivel dramático.

“Todavía me quedan muchos sueños por cumplir” dijo la artista. “Uno de ellos es interpretar a Blanche DuBois, la heroína de Un tranvía llamado Deseo. Creo que tengo la madurez necesaria para asumirla”.

‘Drama Queen’. Black Box Theatre del Paseo Wynwood. 3000 North Miami Ave. Funciones: 16-20 de octubre 8 p.m. Informes: www.myticketon.com y www.paseowynwood.com
Arturo Arias-Polo cubre teatro, televisión, música popular y cine, entre otros temas relacionados con la vida cultural de Miami. Es graduado de la Universidad de la Habana.
  Comentarios