NBA

¿Ha conseguido Waiters hacer olvidar a Wade?

Dion Waiters, del Heat, dispara para un triple en el primer cuarto del juego en el AmericanAirlines Arena en Miami, la noche del sábado 21 de octubre del 2017.
Dion Waiters, del Heat, dispara para un triple en el primer cuarto del juego en el AmericanAirlines Arena en Miami, la noche del sábado 21 de octubre del 2017. pportal@miamiherald.com

Cuando Dion Waiters llegó a Miami todo el mundo dudaba que pudiera llenar algún día los zapatos de Dwyane Wade, quien acababa de abandonar Miami rumbo a su natal Chicago.

Una temporada le bastó al nativo de Filadelfia para ganarse el aprecio tanto del Heat como de unos aficionados que adoraban a D-Wade.

Waiters terminó la temporada con el Heat con un promedio de 15.8 puntos y 4.3 asistencias, su mayor producción de su carrera, en los 46 encuentros que jugó producto de las recurrentes lesiones.


Wade jugó con los Bulls 60 partidos, con una media de 18.3 puntos 3.8 asistencias; que, después de la de novato, ha sido su peor campaña.

Ambos tienen vidas paralelas. Son escoltas, sus iniciales son DW, tienen similares características de juego, son líderes y ambiciosos, miden 6.4’, y sus vidas ahora parecen cruzarse, y no solamente porque hayan intercambiado sus equipos.

Curioso que este verano del 2017 Waiters estuviera cabildeando por sacar a Wade de Chicago y traerlo junto con él; pero Dwyane, a pesar de que logró salir de los Bulls, eligió irse a los Cavaliers para tener más oportunidades de jugar.


Una vez Wade fue liberado, la mayoría de seguidores del Heat consideraba que su tiempo ya había pasado y que no tenía sitio en el equipo de Miami, con lo cual ponían de hecho a Waiters por encima de él, respaldando el gran contrato que acababa de firmar.

Muchos decían que el ganador de tres anillos con el Heat iba a frenar el juego del equipo, que estaba muy lento y que el equipo corría mejor si él. Y todo indica que Dwyane lo sabía porque por algo de eso prefirió irse a Cleveland.

Tampoco la franquicia hizo un esfuerzo extraordinario por traerlo y siempre se expresó en los términos de que había varios jugadores bien cualificados en el equipo.

Al parecer todos llevaban razón. Los 35 años de Wade comienzan a pesarle y Waiters, 10 años menor, ahora luce mejor, a pesar de que su tobillo lo trae de cabeza.


En el arranque de esta campaña el escolta de Miami ha comenzado promediando 17 puntos en los dos primeros juegos, mientras que el D-Wade, ahora en Cleveland, lleva apenas 5.7 puntos de media y hasta ha pedido que los saquen del quinteto titular.

Queda mucha liga y a Wade muchos recursos, pero si este patrón medianamente se repite no habrá dudas de que Waiters habrá hecho olvidar a Wade más pronto de lo que se pensaba, aunque nunca tenga el glamour ni el público del "3".

A pesar del cariño que en Miami le tienen a Dwyane y reconociendo que su legado es muy superior, hoy en día, en la práctica, la nación Heat prefiere a Waiters ¡Quién lo diría!

Siga a Pedro González en Twitter: @PedroJulio59

  Comentarios